Y ese toro enamorado de... Salamanca

(Foto: Chema Díez)

El campo nos deja estampas como éstas, tan típicamente salmantinos. El toro, con la vista puesta en el infinito en pleno campo charro....

Y ese toro enamorado de... Salamanca. Qué imagen tan típica de una provincia como ésta, pero que no por vista y oída deja de llamar menos la atención.

 

En pleno campo charro, el toro mira hacia el infinito mientras pasta en una de las innumerables fincas de esta tierra, ganadera por excelencia.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: