"¡Vaya chapuza de mesa de ovino que estamos haciendo!"

Vocal de la mesa de vacuno de vida (Foto: Chema Díez)
Ver album

Un vocal del sector comprador de la mesa de ovino de Salamanca no pudo ser más claro sobre la celebración de una Lonja que pierde credibilidad a pasos agigantados. ¿Quién es el culpable?

Se puede decir mucho más alto, pero poco más claro. "¡Vaya chapuza de mesa que estamos haciendo!". Así se expresó Gabriel Hernández, vocal del sector comprador de la mesa de ovino de la Lonja de Salamanca en el transcurso de la misma, para mostrar su desacuerdo en la fijación de los precios, indicando que lo que pone en el papel está muy lejos de la realidad del mercado.

 

Otro vocal, en este caso del sector productor, fue en la misma línea: "Esta Lonja no se tiene en cuenta para nada, al menos en mi zona", aseveró Clemente Moronta. Todo ello alentado por el desconocimiento cdel sector por parte del presidente de la mesa, más preocupado en alargar la duración de las mesas hasta el infinito en lugar de conocer cómo está el mercado del ovino cada semana.

 

Así, y después de varias discusiones, los ganaderos demandaron una subida para lechazos y corderos, mientras que los compradores solicitaron repetición para lechazos y una subida para los corderos, para una decisión final mayoritaria de subida. Así fue: 

 

- Lechazo Extra: repetición.

 

- Lechazo hasta 11 kilos y de 11 a 13 kilos: subida de 0,10 euros.

 

-Lechazo de 13 a 15 kilos: subida de 0,05 euros.

 

- Corderos de 15 a 34 kilos: subida de 0,05 euros.

Noticias relacionadas