Una 'marzada' de nieve podría volver por San José aunque no llegaría a la intensidad de 'Filomena'
Cyl dots mini

Una 'marzada' de nieve podría volver por San José aunque no llegaría a la intensidad de 'Filomena'

Archivo - La Catedral de Toledo nevada por el temporal 'Filomena'

Las nevadas podrían volver a afectar a algunos puntos de la Península durante la próxima semana, según informa el portal meteorológico de Meteored. Sería la 'marzada' previa a la primavera. 

Meteored señala que el mes de marzo suele tener un carácter variable que puede provocar un cambio radical "en muy poco tiempo", ya que las predicciones apuntan a que podría darse un "vuelco" en la situación meteorológica en lo que denomina una de sus "clásicas marzadas".

El meteorólogo de Eltiempo.com José Antonio Maldonado ha denominado así a este vuelco meteorológico, aunque la palabra no existe en el diccionario. Así, recuerda que los repentinos cambios de temperaturas están recogidos en diferentes refranes populares: "Marzo, marzadas: aire frío y granizadas"; "Marzo, marceador, llueve por la tarde y por la mañana hace sol"; "Marzo marcero, peor que su padre febrero".

Así, ha pronosticado que el jueves previo a la celebración del día de San José, podría llegar una irrupción de aire frío por la marcada ondulación del chorro polar. Antes de eso, aparecerá en las islas británicas un intenso anticiclón, mientras que en la zona este de Europa se originará una borrasca. Esta situación propiciará, durante los días 16 y 17, un pasillo de viento de componente norte que después se reorientará a la noreste, canalizará hasta la Península Ibérica una masa de aire frío presente en Centroeuropa.

El meteorólogo de Meteored Francisco Martín ha añadido que tanto las precipitaciones como los vientos de la zona peninsular y el archipiélago balear podrían verse influidos por dos centros de bajas presiones secundarios, que serán claves durante la próxima semana.

Una de esas borrascas, ubicada en el Golfo de Génova, condicionará las precipitaciones de la zona noreste de la península y Baleares. La otra podría desencadenar un temporal de levante en el resto de la vertiente mediterránea peninsular, con una cota de nieve relativamente baja. La zona más afectada por las nevadas será el interior oriental peninsular y las lluvias más intensas caerán en el Mediterráneo.

Sin embargo, ve poco probable que vuelva a nevar con tanta intensidad como con la borrasca 'Filomena' en enero, ya que la entrada de aire frío que se prevé la próxima semana no viene cargada de humedad de tipo subtropical como la borrasca 'Filomena'.

'Filomena' estuvo asociada a proceso de profundización y con un frente cálido muy activo que generó nevadas históricas, mientras que ahora sólo hay un corredor de aire frío que podría provocar nevadas en algunos puntos medios y altos, así como en algunas zonas de costa del noreste y sureste.

Por otro lado, la posición de las corrientes en chorro que tomaron partido en 'Filomena', generaron ascensos que fortalecieron las precipitaciones y las nevadas, pero Francisco Martín adelanta que en marzo "no sucederá lo mismo".

De hecho, con los datos disponibles hasta el momento, aunque nunca es imposible, parece poco probable. A medio plazo, observa que la entrada generalizada de aire frío dará lugar a nevadas en puntos concretos, por lo que asegura que la borrasca 'Filomena' y esta situación "no tienen nada que ver".