Una de las empresas 'morosas' de MercaSalamanca tiene un miembro en la directiva de la Cámara
Cyl dots mini

Una de las empresas 'morosas' de MercaSalamanca tiene un miembro en la directiva de la Cámara

El alcalde, Alfonso Fernández Mañueco, con el presidente y el director de La Gaceta.

Grupo Ferpal, dirigida por el presidente de La Gaceta, Pedro Díaz, debe miles de euros la sociedad municipal del mercado mayoristas y, al tiempo, mantiene un representante en la Cámara.

El número uno de los 'morosos' del MercaSalamanca mantiene, a día de hoy, su pulso con la administración local para no pagar los miles de euros que debe. Un pulso en el que tiene el apoyo de la Cámara y la fuerza que puede hacer desde los sillones de la plaza de Sexmeros. Porque una de las principales sociedades deudoras del mercado mayorista mantiene una posición de privilegio en la institución cameral a pesar de sus deudas con el sector público.

 

Se trata de Grupo Ferpal, una de las empresas de Pedro Díaz, presidente de la empresa editora del diario 'La Gaceta', y que es una de las que debe dinero a MercaSalamanca. Díaz es uno de los principales morosos a través de dos sociedades bajo su control. Cuando en mayo de 2017 TRIBUNA sacó a la luz que el Ayuntamiento de Salamanca perdonaba un millón de euros a empresas de MercaSalamanca, se supo que dos de ellas están en el entramado de Pedro Díaz y la deuda que suman supera los 500.000 euros.

 

Se repartían entre los 327.689,09 euros que debe Asocarsa, de la que fue vicepresidente primero hasta julio de 2018. Y otros 184.525,38 euros que debe Ferpal, sociedad de la que Diaz es administrador único. Las deudas corresponden a varios años y conceptos desconocidos por el momento, según fuentes consultadas por este medio y fueron denunciadas tras dejarlas pasar durante años. En octubre del año pasado logró esquivar el pago de una primera parte de su deuda tras ganar el pleito que le puso MercaSalamanca, sentencia que ha sido recurrida.

 

A Díaz se le han reclamado cantidades de varios ejercicios, aunque hay conceptos que ya no se le pueden exigir por estas prescritos. Tras salir a la luz su deuda, el presidente del grupo editor de 'La Gaceta' movió cielo y tierra para no pagar y llegó a implicar a la Cámara de Comercio con la complicidad de su presidente. Crespo auspició una reunión en la que se intentó variar la postura de los grupos de la oposición. Su argumento, que no estaban de acuerdo con los precios establecidos por MercaSalamanca, cuestión que nunca aludió mientras su deuda permaneció oculta a la opinión pública. Pese a las presiones de Díaz, los grupos municipales fueron firmes: "Que paguen"

 

Sin embargo, no lo ha hecho, en parte por el apoyo que todavía le brinda la Cámara. Díaz tiene en la institución cameral a un representante de privilegio, precisamente, por parte de Grupo Ferpal, una de las deudoras de MercaSalamanca. Se trata de Alberto Díaz San Miguel, hijo suyo, que no solo es plenario, sino que también es vocal en el comité ejecutivo, el órgano que asume la gestión diaria de la Cámara.

 

La sociedad del mercado mayorista está participada al 52% por el Ayuntamiento de Salamanca y, el resto, es de la sociedad estatal Mercasa. A pesar de que Díaz y Ferpal mantienen deudas con el sector público, sigue ostentando cargos en instituciones públicas y sociedades en las que tiene cargos, como Gruposa, editora de 'La Gaceta', siguen contratando con la administración.

Noticias relacionadas