Un plan municipal de atención integral a personas con dislexia y dificultades específicas de aprendizaje, la propuesta de PSOE
Tribuna mini Saltar publicidad
Asanz 600x800 file
Cyl dots mini

Un plan municipal de atención integral a personas con dislexia y dificultades específicas de aprendizaje, la propuesta de PSOE

El portavoz del PSOE, José Luis Mateos, y el concejal Juan José García Meilán

Además, el PSOE propone la adopción de medidas de accesibilidad en el entorno urbano “en la información pública disponible en la calle o en los autobuses, por ejemplo”. 

El Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Salamanca pide impulsar un programa multidisciplinar dirigido a personas con dislexia y con dificultades específicas de aprendizaje, una propuesta que el PSOE presentará como moción en el próximo Pleno, este viernes 8 de abril.

 

Su portavoz, José Luis Mateos, y el concejal Juan José García Meilán aseguran que "muchas familias salmantinas se sienten desamparadas y exigen respuestas por parte de las instituciones”, pues encuentran barreras a la hora de abordar este tipo de alteraciones de base neurobiológica que sufren sus hijos o hijas respecto a los procesos cognitivos del lenguaje oral, lectura, escritura o cálculo, sin estar relacionadas con su capacidad intelectual, aptitudinal o actitudinal.

 

Como han explicado en rueda de prensa, hasta el 15 % de los menores en Castilla y León tiene dislexia, una situación que afecta al proceso de aprendizaje y puede llegar a ser la causa del 40 % de abandono escolar temprano. Aunque no tiene cura definitiva, se puede tratar con una adecuada atención rehabilitadora. Para ello, es fundamental el diagnóstico temprano y un tratamiento específico e individual.

 

En este sentido, como ha apuntado García Meilán, es importante tener en cuenta que esta enfermedad “se camufla, ya que no se manifiesta en comportamientos diferentes a los de cualquier otro niño, pero afecta al rendimiento académico y también tiene consecuencias socioeconómicas, ya que un tratamiento de dislexia puede llegar a tardar entre dos y cuatro años, si se realizan en torno a tres sesiones por semana, y su coste, por tanto, es muy elevado”.

 

Actualmente, “la dislexia se está tratando desde el punto de vista educativo, con equipos de orientación en los colegios, pero las intervenciones en este tipo de disfunción exigen tratamientos psicopedagógicos, psicoterapéuticos, audiofonológicos e incluso terapia ocupacional, que no cubre el Sistema Público de Salud”. Así se puso de manifiesto, precisamente, en las I Jornadas de Dislexia y otras DEA de Castilla y León organizadas por DISFAM y celebradas recientemente en la ciudad de Salamanca.

 

Abordaje multidisciplinar de la dislexia

 

En esta línea, el Grupo Municipal Socialista reclama la implicación del Ayuntamiento de Salamanca para apostar por un abordaje multidisciplinar de la dislexia, desde el ámbito educativo, pero también sanitario y social, como ya realizan otras ciudades. Para ello, Mateos considera fundamental la creación de un plan de ayudas que minimice los obstáculos “que impiden a los menores afectados acceder a este tipo de tratamientos tan largos en el tiempo por razones económicas”, así como un servicio municipal especializado en dificultades específicas del aprendizaje para familias en situación de vulnerabilidad, “como un servicio social más”.

 

Además, el PSOE propone la adopción de medidas de accesibilidad en el entorno urbano “en la información pública disponible en la calle o en los autobuses, por ejemplo” mediante apoyos y adaptaciones necesarias para las personas con dislexia. Del mismo modo, pide que el Ayuntamiento incentive la investigación científica en este ámbito que llevan a cabo las universidades de la ciudad, “en la que Salamanca ha sido pionera”.

 

Por otra parte, los socialistas instan a la Junta de Castilla y León a compartir la preocupación a la que se enfrentan las familias y a articular un plan autonómico que no deje al margen a las personas con dislexia, puesto que, en palabras de la investigadora Araceli Salas, “ningún niño debería sufrir para aprender”, es decir, “el objetivo es que ningún niño deje de aprender porque tenga una disfunción”.

 

Para concluir, han recordado que, hace cinco años, el Grupo Ciudadanos planteó una moción enfocada en dar mayor visibilidad a la dislexia, “pero la realidad es que no se ha hecho nada ni se ha tomado ninguna medida efectiva para abordar las necesidades de las personas afectadas, cuando curiosamente fue la actual delegada de Bienestar Social quien llevó al Pleno aquella iniciativa”, por lo que la propuesta presentada esta mañana cobra mayor sentido y supone una nueva oportunidad para afrontar por fin esta problemática desde el ámbito municipal.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: