Un hombre causa un altercado, se lanza a la carretera y origina un accidente mortal

Pelabravo. El vehículo del joven de 31 años colisionó frontalmente contra otro turismo conducido por un hombre de 78 años que perdió la vida
E. GÓMEZ
Un hombre de 78 años de edad perdió la vida ayer en un accidente de tráfico a la altura del término municipal de Pelabravo, según informaron el Servicio de Emergencias de Castilla y León 112 y la Jefatura de Tráfico. Sin embargo, el accidente fue el triste desenlace de una mañana marcada por la tensión en la urbanización El Encinar, donde un hombre de 31 años de edad, “muy alterado” había provocado varios altercados con los vecinos y en el consultorio médico de dicha localidad. Este hombre resultó ser el conductor del vehículo que colisionó frontalmente contra el del fallecido.

En concreto, los hechos sucedieron en la mañana de ayer cuando según fuentes consultadas por este periódico, el hombre de 31 años y cuya identidad responde a las iniciales E. G. D., acudió al domicilio de su pareja sentimental con la que, al parecer, había acabado la relación recientemente. Posteriormente bajó a la calle “muy alterado”, gritando “me quiero morir”, según señalaron testigos presenciales y llegando a dar cabezazos contra un turismo.

En ese momento pasaba por el lugar una mujer y una menor de pocos meses. La mujer, al comprobar el estado en que se encontraba el hombre y puesto que el consultorio médico estaba a pocos metros, le aconsejó, siempre según los testigos, que acudiera a los servicios sanitarios. Sin embargo, según testigos, el hombre llegó a golpear a la mujer y a la niña. Además, se alteraba más al comprobar que no le hacían caso.

Tal era el estado de nervios en el que se encontraba el hombre que unos trabajadores del Ayuntamiento intentaron reducirlo y le quitaron una navaja que llevaba.

También en el consultorio médico continuó con los altercados, sin poder ser tranquilizado por los servicios médicos. Finalmente, el hombre salió del consultorio, momentos antes de que llegaran los agentes de la Guardia Civil y cogió su vehículo. Además, fue seguido en otros turismos por dos personas que se encontraban en el consultorio.

En torno a las 11.55 horas, a la altura del kilómetro 3,400 de la carretera CL-510, que une Salamanca con Alba de Tormes, en el término municipal de Pelabravo, el hombre de 31 años, que conducía un turismo marca Seat Toledo colisionó frontalmente contra un turismo marca Renault Mégane, conducido por un hombre de 78 años, con iniciales C. O. J., que falleció tras el impacto. Posteriormente, el turismo Seat Toledo colisionó lateralmente contra un vehículo Volkswagen Passat, conducido por M. Á. S. O., de 50 años, que resultó ileso. Hasta el lugar del accidente se trasladaron la Guardia Civil, una ambulancia y un equipo médico del centro de salud de Calvarrasa, que sólo pudieron confirmar la muerte del hombre. Además, se precisó la intervención de los Bomberos de la Diputación para la excarcelación del cuerpo sin vida.

Por su parte, la Guardia Civil trasladó al hombre (herido leve), que seguía muy alterado, al Hospital Clínico, hasta el punto de que golpeó a varios agentes y mostró una gran resistencia para evitar ser trasladado. Ya en el Hospital ni siquiera con los tranquilizantes conseguían aplacarle los nervios, según fuentes consultadas. Por la tarde, el hombre, que ha sido detenido, permanecía en el Hospital Clínico con el fin de que los médicos puedan determinar la causa que le provocó el estado de sobreexcitación.

Cuando reciba el alta médica, el joven de 31 años deberá declarar por los hechos, que se han saldado con una víctima mortal.

TANATORIO

El cuerpo del fallecido se encuentra en La Dolorosa

Tras el accidente, el cuerpo de C. O. J., fue trasladado al tanatorio de La Dolorosa donde se le practicó la autopsia. El fallecido era natural de Madrid, aunque llevaba años residiendo en El Encinar. Esta tarde, a las 17.30 horas se oficiará el funeral en la iglesia de María Mediadora y recibirá sepultura en el cementerio San Carlos Borromeo. Sus tres hijos y demás familia acudieron al tanatorio.