Un estudio de la UVA constata el alto nivel de mortalidad por COVID-19 en las zonas limítrofes con Madrid y Castilla-La Mancha

Los profesores Alfonso Moral y Ángel Luis Martín Román han realizado un estudio alrededor de los efectos espaciales del confinamiento sobre las tasas de mortalidad por COVID-19 en Castilla y León

Los profesores Alfonso Moral y Ángel Luis Martín Román, del Departamento de Fundamentos del Análisis Económico en la Facultad de Ciencias Sociales Jurídicas y de la Comunicación del Campus de la Universidad de Valladolid (UVa) en Segovia, han realizado un estudio alrededor de los efectos espaciales del confinamiento sobre las tasas de mortalidad por COVID-19 en Castilla y León.


La primera conclusión que han extraído de este estudio es que las tasas de mortalidad mantienen los patrones espaciales observados en el caso de los contagios.

 

"Concretamente se localizan zonas con altos niveles de fallecimientos en todo el sur de Castilla y León, especialmente entre los territorios limítrofes con las comunidades de Madrid y Castilla-La Mancha (Soria, Segovia y Ávila) que conviven con territorios menos afectados en el norte de Burgos y Palencia o en la frontera con Portugal", señalan en un comunicado.



Asimismo, el estudio refleja una reducción de ese efecto desborde territorial como consecuencia del confinamiento.

 

Según apunta el informe, la relación entre las tasas de mortalidad de los territorios limítrofes es "más débil" durante el último mes, coincidiendo con el periodo donde los decesos estarían más relacionados con contagios producidos tras las restricciones a la movilidad.

 

En opinión de Alfonso Moral y Ángel Luis Martín Román, “este resultado parece confirmar en cierta medida los efectos positivos del confinamiento y deben mantenernos alerta de cara a los flujos de población que genere la desescalada".

 

Con este nuevo informe, los autores pretendían analizar si la distribución por Zonas Básicas de Salud (ZBS) de las tasas de mortalidad por COVID-19 sigue patrones similares a los ya observados en el caso de los contagios, y si el confinamiento ha podido tener algún efecto perceptible estadísticamente sobre esos patrones territoriales.


Estos mismos profesores publicaron la pasada semana un documento sobre los 'Efectos desborde de los casos infectados por Covid-19 en Castilla y León'. Los resultados que arrojaba el estudio eran coherentes con un desconfinamiento diferenciado por zonas de salud.