Un equipo que rompe esquemas al ritmo de su otro himno, ¿por qué no va a atreverse con Ekaterinburg?
Cyl dots mini

Un equipo que rompe esquemas al ritmo de su otro himno, ¿por qué no va a atreverse con Ekaterinburg?

Roberto Íñiguez abraza a Tiffany Hayes (Fiba)

Queda un partido, y ya se encarga Roberto Íñiguez de recordarlo, pero la felicidad es absoluta en Perfumerías Avenida que celebró como se merece el pase a la final y sino que se lo digan al técnico que se vio inmerso de repente en la fiesta para ponerse al frente de ella. 

Tras el paso por sala de prensa, valoraba el 'coach' el partido ante cámaras como la del propio club señalando que "son la leche", para calificar a su equipo al que calificaba de "perseverante" destacando que pese a que "han terminado destrozadas" hay que estar muy orgullosos de ellas. Se acordaba del presidente, de su familia "y la gente que lo ha pasado mal".

 

Repasaba el año y cuando fue viendo que había opciones cuando, de repente, empezó a escucharse algo que le suena de una forma especial y en su rostro empezó a aparecer una sonrisa que no suele ser habitual. Sonaba 'Sweet Caroline', convertida casi en un segundo himno para el plantel, que bajo sus notas ya celebró el pase a la Final Four.

 

Y ahí acabaron las palabras y empezó la fiesta. No te lo pierdas