Un ejemplo de los que se llevan el 'curro' de vacaciones