Un coche sin conductor acaba en medio de la Vaguada de la Palma

El coche, parado en mitad de la calle cuando ya había llegado la grúa.

El vehículo había sido aparcado en una calle paralela sin freno de mano y se deslizó hasta un paso de peatones cercano.

La grúa municipal ha tenido que acudir esta mañana a la calle Vaguada de la Palma ante la llamada de un comercio para retirar un vehículo que se encontraba estacionado en mitad de la calle. El suceso se ha producido en torno a las diez de la mañana cuando el vehículo, un Seat Ibiza, ha acabado cruzado en esta calle tras haberse deslizado sin conductor desde la cercana calle Sierpes.

 

Al parecer, su propietaria lo había dejado estacionado mientras acudía a un establecimiento, pero olvidó ponerle el freno de mano; el coche ha empezado a rodar y ha cruzado la calle hasta acabar en medio de La Vaguada, a escasos metros de un quiosco cercano. No ha provocado ningún incidente de tráfico a pesar de su recorrido en un punto de bastante circulación.

 

El coche ha permanecido ahí atravesado unos minutos hasta que una persona ha llamado a la grúa municipal; cuando este servicio se ha personado en el lugar, ya había aparecido la propietaria que ha tenido que abonar el desplazamiento de la grúa, aunque finalmente no ha habido arrastre.