Tudanca promete hechos y no "aplausos" a los empleados públicos: cumpliría con las 35 horas
Tribuna mini Saltar publicidad
Asanz 600x800 file
Cyl dots mini

Tudanca promete hechos y no "aplausos" a los empleados públicos: cumpliría con las 35 horas

Luis Tudanca, en un acto con los sindicatos. Foto: Ical

Tudanca promete cumplir la promesa de la Junta de la jornada de 35 horas, mejores salarios y menos temporalidad.

El candidato del PSOE a la Presidencia de la Junta, Luis Tudanca, reivindicó hoy la necesidad de pasar de los “aplausos” a los “hechos” con los empleados públicos de Castilla y León a los que prometió implantar la jornada laboral de 35 horas semanales, la equiparación salarial con otras comunidades y reducir la temporalidad, así como el desarrollo de la carrera profesional y nueva ley de función pública que evalúe las políticas y limite los puestos de libre designación.

 

Tudanca comenzó la última semana de la campaña electoral del 13 de febrero con un acto sectorial sobre función pública, moderado por la socialista leonesa Yolanda Sacristán, en el Salón Rojo del Teatro Principal de Burgos en el que compartió su proyecto político con responsables sindicales de UGT, CCOO y Csif.

 

El dirigente socialista aseguró que en este momento Castilla y León tiene una “magnífica oportunidad”, por primera vez en la historia, para afrontar la modernización de la administración y el blindaje de los servicios públicos con la llegada de los fondos europeos. Por primera vez, añadió Tudanca, no hay un problema de “dinero”, por lo que criticó la gestión “ineficaz” del PP que cierra los ejercicios presupuestarios con superávit, sin resolver los retos de la función pública.

 

El candidato planteó las ‘recetas’ del PSOE para la función público, entre las que situó la devolución de la jornada de 35 años, que recordó el PP prometió en la anterior campaña y que no ha aplicado en estos dos años y medio. Para ello, reconoció que es necesario aumentar las plantillas. También planteó el desarrollo “por fin” de la carrera profesional y la promoción interna, así como ordenar las oposiciones, concursos y comisiones de servicio, que recalcó han generado que algunos empleados ocupen durante 30 años las plazas.

 

El socialista destacó que Castilla y León ha podido hacer una mayor inversión pública gracias a los 1.600 millones enviados por el Gobierno, lo que representa una “respuesta distinta”, que protege “lo que es de todos”. Además, derribó otro “mito” sobre lo público y recordó que España no tiene un “exceso” de empleados públicos, ya que indicó que en los países con más crecimiento y mejor estado del bienestar alcanzan el 30 por ciento.

 

Por ello, Tudanca criticó las condiciones de los empleados que dijo cobran 200 euros menos al mes y hasta 400 en relación a algunas comunidades vecinas, una diferencia que incluso llega a los 600 euros en el caso de las enfermeras. Muchas, añadió, se marchan no solo por la falta de equiparación salarial, sino también por la estabilidad en el empleo. Por ello, señaló que es una cuestión de “pura gestión”.