Tres billetes de 500, un rolex falso y el pacto entre los socios para llevarse las guarderías de Salamanca

Ignacio González

La UCO encuentra en un registro en el famoso ático de Estepona enseres personales, billetes de 500, un reloj suizo de imitación y un pendrive con un contrato llamado "Mis pollitos: pacto de socios final".

La Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil encontró durante el registro del ático de lujo que Ignacio González tiene en Estepona (Marbella) una cartera con tres billetes de quinientos euros en su interior además de un reloj rolex de imitación, según se desprende de un informe del Instituto Armado que obra en el sumario de la trama Lezo. En el mismo registro apareció una memoria digital (un pendrive) con un contrato llamado "Mis pollitos: pacto de socios final" que tiene que ver con el negocio de guarderías que tenían montado, una sociedad con la que tenían pensado gestionar las escuelas infantiles del Ayuntamiento de Salamanca.

 

González y su mujer, Lourdes Cavero, se asociaron con la propietaria del grupo salmantino de guarderías 'Mis Pollitos' para introducirse en este sector y también involucraron a familiares y otros imputados en la 'operación Lezo', y este movimiento fue clave para detener al expresidente de Madrid. Su detención dio al traste con los planes confesados por el matrimonio y sus socios: gestionar las guarderías salmantinas llevándose el contrato que se iba a licitar. En una conversación intervenida por la UCO, González implicó al alcalde de Salamanca, Alfonso Fernández Mañueco, en la 'operación Lezo' al asegurar que su socia salmantina había conseguido la pomesa del alcalde de que se iba a llevar el contrato.

 

El documento, del que han dado información varios medios, explica que durante la mañana del 28 de noviembre del año pasado los agentes de la UCO registraron la vivienda de González y de su mujer Lourdes Cavero, en presencia de ambos, y se incautaron del disco duro de un ordenador Toshiba, un pendrive y un teléfono móvil que se hallaba en el cuarto de las hijas del exdirigente regional.

 

Los agentes también se llevaron el contrato entre Cavero y Coast Inverstors por el alquiler en 2008 del ático de lujo ubicado en la urbanización malagueña de Guadalmina. Tanto el arrendamiento de la vivienda como su compra cuatro años después por parte del matrimonio a esta sociedad radicada en un paraíso fiscal estadounidense están siendo investigados en el Juzgado número 5 de Estepona.

 

Fue en el registro practicado en el domicilio de la localidad malagueña donde los agentes encontraron en el interior de un armario una cartera de piel negra con tres billetes de quinientos euros en su interior que fueron fotografiados y devueltos a sus dueños. En un vestíbulo contiguo hallaron el reloj rolex de mujer que, según manifestó Cavero, se trataba de una imitación.

 

 

INFORMACIÓN SOBRE EL CANAL

 

Durante la búsqueda, que se prolongó hasta las 16.30 horas de la tarde, se produjo un desperfecto en el baño, según los investigadores que precisan que el registro efectuado en otras partes de la vivienda residencial como la cocina, la terraza o el garaje, terminó sin más hallazgos. Se trata de una diligencia autorizada por el magistrado de la Audiencia Nacional que instruye el caso Lezo, Manuel García Castellón, para encontrar datos relacionados con el presunto desfalco del Canal de Isabel II en el tiempo en el que Ignacio González fue presidente de la Comunidad de Madrid.

 

Las últimas investigaciones relacionadas con el presunto desvío de dinero público del Canal han derivado en la citación en calidad de investigados a partir del próximo lunes de los miembros del consejo de administración del Canal de Isabel II que aprobaron la compra presuntamente irregular de su filial Inassa en 2001, año en que Alberto Ruiz-Gallardón gobernaba en la Comunidad de Madrid.