"Tenemos un proyecto de cambio para la universidad con el que estamos muy ilusionados"
Cyl dots mini

"Tenemos un proyecto de cambio para la universidad con el que estamos muy ilusionados"

Mariano Esteban de Vega asegura que su objetivo es convencer a la comunidad universitaria de que su propuesta es "mucho más atractiva" que la continuidad del actual gobierno de la Universidad de Salamanca.

Mariano Esteban de Vega (Foto: Arai Santana)

Ha anunciado ya hace semanas que optará a la elección como rector de la Universidad de Salamanca y se enfrentará a Ricardo Rivero en el proceso electoral que acaba de comenzar y que culminará el próximo 30 de noviembre con la jornada de votación de la primera vuelta y en la que ya puede salir elegido uno de los dos candidatos.

 

Es Mariano Esteban de Vega y se presenta a estas elecciones con el convencimiento de que puede mejorar la Universidad de Salamanca gracias a un equipo "coherente". Así, asegura sentirse "muy ilusionado" ante el futuro y que trabajará para convencer a la comunidad universitaria de que su propuesta es "más atractiva que la del actual equipo de Gobierno".

 

- ¿Por qué decidió presentarse a estas elecciones al rectorado de la Universidad de Salamanca?

Por insatisfacción por la situación en la que nos encontramos, porque me parece que la gestión del equipo actual es muy mejorable y porque en torno a mí hemos ido configurando un grupo que venimos trabajando desde hace ya bastantes meses y que supone un proyecto de cambio para la universidad con el que estamos muy ilusionados.

 

- ¿Cómo calificaría estos cuatro años de mandato del actual equipo de Gobierno?

Yo creo que decepcionante porque se ha perdido en muchos aspectos una oportunidad. La situación económicamente ha sido muy favorables y se podían haber hecho muchas más cosas de las que se han hecho. Se ha perdido también el impulso que la Universidad había alcanzado con la conmemoración del VIII Centenario, ya que en torno a él había una serie de proyectos institucionales que no se han desarrollado. Por el contrario, en lo que hemos entrado es una situación muy 'cortoplacista', muy de tratar de abordar cuestiones muy a corto plazo sin un proyecto colectivo, sin un proyecto de futuro que realmente se pueda percibir. Además de esto, ha habido otras cuestiones muy evidentes como una crisis constante dentro del propio equipo de gobierno con cambios constantes y nunca bien explicados. No parece que lo que el rector propone, la continuidad sobre estas bases sea lo mejor para la Universidad.

 

- ¿Cuáles son las fortalezas de los miembros de su equipo?

Es un equipo muy equilibrado, hay personas de todas las ramas de conocimiento, también personas de generaciones diferentes, pero, sobre todo, es un equipo pensado para establecer en la Universidad de Salamanca las condiciones necesarias para un relevo generacional que está comenzando a producirse y que tenemos que impulsar. Es también un equipo muy femenino y se trata de un equipo coherente. Este equipo ha salido de un colectivo mucho más amplio que venimos trabajando desde hace tiempo y todos compartimos unas mismas ideas. Hemos elaborado el programa de manera colaborativa y no se trata de un equipo hecho en función de la conveniencia de incorporar a alguien de un sitio o de otro, sino que a mi equipo lo define la coherencia. Además, se trata de un equipo con una estructura coherente y perfectamente comprensible. No se trata de tener vicerrectorados 'Frankenstein', como ha habido algún caso cuya organización interna no se explicaba, sino que tendremos una estructura perfectamente explicable en el que hay ocho vicerrectorados, que es el máximo que permiten los estatutos. Son los vicerrectorados tradicionales sobre profesorado, investigación, docencia, economía, estudiantes, internacionalización y luego hay dos novedades porque quieren apuntar hacia algunos ámbitos que nosotros consideramos estratégicos dentro de la universidad: uno es el de la transferencia del conocimiento, que será la primera vez que haya un vicerrectorado de transferencia, y otro es un vicerrectorado sobre patrimonio. La idea es definir algunas áreas estratégicas sobre las cuales la universidad tiene que desarrollar un impulso particularmente intenso de modo que genere una dinámica que nos beneficie institucionalmente a todos.

 

- ¿Cómo ha sido el proceso para elegir a sus vicerrectores? ¿Ha sido difícil que aceptaran?

Personalmente, tomé la decisión de presentar la candidatura hace algo más de un año y comenzamos a organizar grupos de trabajo para ir dando forma a la candidatura e ir incorporando personas y diseñando el programa. Desde entonces ha sido un proceso progresivo y paulatino al que se han ido incorporando más personas a la vez que íbamos desarrollando la estructura. Dentro del grupo hay de todo. Hay personas que por sus circunstancias familiares o profesionales han colaborado activamente pero preferían no ocupar un cargo de primera línea de gestión y otras personas que sí. Una característica de mi equipo es que no está compuesto por personas ambiciosas y en algunos casos he tenido que insistir mucho para que aceptaran ocupar el cargo.

 

- ¿Es optimista?

Por supuesto. Aquí tienes que moverte por percepciones cualitativas porque en la Universidad no tenemos sondeos. Yo creo que existe una idea transversal favorable a un cambio como el que nosotros proponemos a pesar de las dificultades, en el sentido de que todo este periodo precampaña se ha desarrollado en unas circunstancias muy anómalas, que son las de la pandemia. Lo más habitual en unas elecciones es ir haciendo actos públicos, ir dando a conocer la candidatura, muchas conversaciones personales y en pequeños grupos y todo eso se ha visto dificultado porque teníamos que estar encerrados en nuestros despachos. También existe todavía un ambiente electoral un poco tibio y vamos a tratar de conseguir esa movilización y vamos a ver si conseguimos también convencer a la comunidad universitaria de que nuestra propuesta es una propuesta mucho más atractiva que la de una continuidad que es la que ofrece el equipo actual.

 

"Queremos convencer a la comunidad universitaria de que nuestra propuesta es una propuesta mucho más atractiva que la continuidad"

 

- Ha asegurado que su equipo va a ser muy femenino, ¿cuál debe ser el papel de la mujer en la universidad?

Probablemente el ámbito universitario no sea en el que existen mayores problemas de discriminación, pero también existen. Hay uno muy claro, ya que mientras que entre el alumnado las mujeres son mayoritarias, en el caso del profesorado se está produciendo cada vez más un equilibrio entre los dos géneros, pero hay una desigualdad. Y es que las mujeres dominan en los estratatos más bajos de la carrera académica y sin embargo hay más hombres que mujeres en catedráticos y en profesores titulares. Hay que seguir con este tipo de políticas que favorezcan la desaparición de ese techo de cristal y, sin ser catastrofistas, queda mucho terreno por hacer.

 

- En caso de ganar las elecciones, ¿qué le reclamará a la Junta de Castilla y León?

Hay que ser muy reivindicativos con la Junta de Castilla y León porque hay claramente un problema de financiación específico de la Universidad de Salamanca frente a otras universidades de Castilla y León. No tiene sentido que no haya un método claro de financiación de las universidades, porque lo que hace la Junta es financiar a través de una aportación anual para los gastos de personal. Pero, ¿por qué recibimos una determinada cantidad y no otra? Pues no la recibimos en función de un estudio por el número de estudiantes o de profesores, partimos de una cifra de hace años y sobre esa cifra se van aplicando las subidas correspondientes en función de la disponibilidad presupuestaria, pero siempre sobre una base que no procede de ningún cálculo previo. Tenemos que reivindicar con fuerza que somos la universidad que tiene más estudiantes dentro de nuestra comunidad autónoma y que, sin embargo, recibimos somos la que recibimos menos presupuesto por estudiante. 

 

Además, tenemos que ser más reivindicativos y más exigentes en el ámbito normativo. La universidad necesita autonomía. No solo la autonomía que reconoce la Constitución, sino autonomía para tomar decisiones que le permitan ser ágil y competir frente a otros. No puede ser que para cada uno de los pasos que la universidad tenga que dar necesite una autorización o un permiso. Hay que crear la cultura de la rendición de cuentas de lo que hacemos pero hay que salir de la idea del control previo porque todo se convierte en un proceso muy lento, muy poco autónomo, en el que no nos podemos distinguir de otros y nuestra Universidad tiene mucha capacidad para hacer muchas cosas si se nos deja.

 

 

Comentarios

Ay Mariano 08/11/2021 04:13 #12
Señor Mariano, todavía estamos esperando las tutorías y las clases de su “docencia” online.
universitario 08/11/2021 01:29 #11
El único proyecto que necesita la universidad es "mirar la realidad del mundo empresarial".
Responsabilidad 07/11/2021 19:42 #10
Esta universidad se merece algo mejor que la componenda de un pacto entre un mediocre sin liderazgo y quien no tiene tiempo para gestionar. De ese pacto saldrá un equipo Frankenstein que se tirarán los trastos a la cabeza desde el primer día, por favor ¡no podemos seguir así cuatro años más!
Ver para creer 07/11/2021 18:52 #9
Un año preparando su candidatura y desestabilizando desde dentro de los órganos de la universidad. Su papel es deplorable.
MariaNOOOO 07/11/2021 14:41 #8
Parece que a este candidato sólo le interesan sus “amigotes”
Lamentable 07/11/2021 14:39 #7
Es curioso que se presente a Rector un profesor que durante la pandemia, únicamente nos envió una hoja y nos dijo que nos buscásemos la vida. Mal, muy mal.
Buen trabajo 07/11/2021 13:03 #6
Interesante entrevista. Es una vergüenza que otros medios de comunicación ignoren la información de esta candidatura, sobre todo la de ese medio en papel que recibe premios del ayuntamiento y lleva 100 años gobernando la provincia en la sombra. Mi felicitación a Tribuna de Salamanca y ánimo a Mariano Esteban y que si triunfa, no nos tengamos que arrepentir como con Rivero
Ernesto 07/11/2021 12:09 #5
Es hora de conseguir un cambio en la USAL. Un verdadero cambio. Estamos contigo, Mariano!
Lucía 07/11/2021 10:03 #4
Suerte, Mariano. Espero que salga usted elegido.
Cambio necesario 07/11/2021 10:02 #3
La gestión de Ricardo Rivero ha sido sin duda alguna mediocre, con fines cortoplacistas y, en gran medida caciquista. Aunque marcada por una situación económica favorable, lo que maquilla la superficie pero no el fondo. Ojalá llegue el cambio y tengamos un periodo políticas académicas y no políticas electoralistas.

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: