'Sudando la gota gorda', pero sí, Aquimisa Carbajosa gana una nueva final en la prórroga ante Ponferrada
Cyl dots mini

'Sudando la gota gorda', pero sí, Aquimisa Carbajosa gana una nueva final en la prórroga ante Ponferrada

Piña de Aquimisa Carbajosa (Foto: Arai Santana)

Los de Yeyo se desgastaron hasta el final, mantuvieron el ritmo tanto defensiva como ofensivamente y a base de remontar a contracorriente, muy bien posicionado atrás, logró fozar la prórroga para finalmente ganar el partido 8. 

Aquimisa Carbajosa por fin sí, venía de ganar y debía mantener esas buenas 'vibras' para evitar el temido play off y evitar el descenso. Delante tenía a Ponferrada, equipo a la cabecera de la tabla, que no se jugaba demasiado, al contrario que los de Salamanca. 

 

Comenzó el encuentro Aquimisa enchufado, pero los ya sabedores del juego de este equipo, saben que  los subes y bajas son algo habitual y que por momentos funcionan los de Yeyo Vicente. Anotando desde la línea de 6,75, rompiendo en acciones individuales y controlando el rebote tanto defensivo como ofensivo, se pusieron por delante los locales. Sin embargo, las pilas se fueron agotando y se necesitó sabia nueva antes del final del primer parcial para poder mantener al equipo en partido. De siete perdía Aquimisa Carbajosa (13-20), agotando ideas en el plano ofensivo. 

 

El segundo periodo se basó en escalar poco a poco a contracorriente. Se le olvidó defender en los primeros minutos, llegando a cometer cinco faltas personales en apenas tres minutos y concendiendo canastas fáciles. Sin embargo, el ataque comenzaba a salir, un triple de Doudou nada más comenzar puso a los de Yeyo a tan solo cuatro puntos de sus rivales, pero el arma letal de los leoneses, precisamente eso, los triples, mantenían la distancia en el luminoso del pabellón de Carbajosa que lucía un buen aspecto, con la relajación en las restricciones impuestas por la Junta de Castilla y León. 

 

La salida de Miroslav aportó presencia en la zona de Aquimisa, especialmente en el plano ofensivo, ante la ausencia de Illikainen, que tan solo estaba de cuerpo presente. Jordan puso el turbo, Alderete que siempre está, siguió estando y Nakary forzó un falta en ataque para poner el 23 a 33. La guinda al pastel llegó en el último segundo con un triple de Alderete sobre la bocina para poner a su equipo a siete y marcharse a vestuarios con un empujón más que necesario (32-39). 

 

Muy complicado ganar ante un equipo que no falla. Pese a Aquimisa Carbajosa se desgastaba atrás, el equipo dirigido por Barrio salía del mal trago desde la línea de 6,75 y pese a las intentonas a base de sufrir y correr de Aquimisa Carbajosa, los visitantes se pusieron quince arriba (43-58), tras dos triples consecutivos, que obligaban a Yeyo a solicitar un tiempo muerto. A todo esto, Arturo Cruz tan solo había jugado tres minutos y no tenía pinta de volver a salir (por problemas en la espalda). 

 

La defensa impuesta por Yeyo cambió el transcurrir del tercer cuarto, se le comenzó a atragantar el ataque a Ponferrada y así comenzó a escalar Aquimisa Carbajosa que finalizó el tercer periodo por debajo de los diez puntos y en buen momento, liderado por Bakary atrás y Mulero arriba. Ese nueva ola positiva continuó en el último parcial, poniéndose Aquimisa a cinco puntos con nueve minutos para el final del aprtido: 54-60. No se le había olvidado defender al equipo charro y gracias a ello se puso a tres obligando a los visitantes a parar el parcial (60-63). 

 

Minutos finales del partido, minutos de malos recuerdos para Aquimisa Carbajosa. Debía mantener la calma, mente fría y mucha cabeza. Se avecinaba final emocionante y dicho y hecho, el conjunto charro empató el partido a falta de un minuto a 72, de tiros libres y de la mano de Carlos Hidalgo. A destacar la actuación de Miroslav que se hizo su propio hueco en la zona, alcanzando los 14 puntos. Y tan final apretado que se fue a la prórroga. 

 

En la prórroga, Aquimisa Carabjosa desmotró que podía seguir subiendo, que las piernas no le pesaban, que el corazón podía más que cualquier cansancio físico y que esta segunda final sí o sí había que ganarla. Y mientras que a unos no les salía nada a otros le salía todo y merececido. 

 

 

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: