Sin acuerdo para prolongar los ERTEs: hasta 17.000 trabajadores afectados en Salamanca

Fotos: Arai Santana

Sindicatos y patronales quieren mantenerlos como están hasta septiembre: el Estado se haría cargo de sueldos a través de prestaciones y exoneraría de cotizaciones, pero el Gobierno quiere rebajar estas medidas.

Gobierno y agentes sociales se han levantado este miércoles de la mesa de negociación sin un acuerdo para prolongar el escenario de los ERTEs, una situación que es potencialmente delicada para miles de trabajadores, los casi 17.000 que, a finales de mayo, estaban todavía en uno de estos expedientes de regulación temporal de empleo en Salamanca, y para los que una salida precipitada de este sistema podría ser un problema, igual que para las 4.000 empresas que los han pedido en la provincia.

 

Gobierno y agentes sociales no se ponen de acuerdo en cómo prolongar los ERTEs. Sindicatos y patronales quieren que la retribución de los empleados la asuma el erario público y mantener una amplia exoneración de cotizaciones sobre los empleados afectados hasta el 30 de septiembre, es decir, seguir con los ERTEs de fuerza mayor y al máximo nivel. Sin embargo, el Gobierno quiere rebajar esas ventajas. La duda es si muchas empresas están ya preparadas para recuperar costes laborales y si retirar las ayudas no tendrá efectos en el empleo, cuando en Salamanca ya hay 4.000 parados más, los afectados en ERTE llegaron a 21.000 y se han destruido 5.000 empelos cotizando.

 

Los ERTEs han sido el instrumento para aligerar la carga laboral de las empresas durante la crisis del coronavirus. La parálisis total decretada de un día para otro ha obligado a parar la actividad y, sin movimiento económico, empresas y negocios no podían seguir adelante con los costes laborales. La solución fueron los ERTE de fuerza mayor por los que el Gobierno se hacía cargo de cotizaciones y, además, ofrecía una prestación a los trabajadores afectados.

 

El escenario se va a mantener así hasta el 30 de junio, pero sindicatos y patronal ya negocian con el Gobierno la prórroga. Los agentes sociales quieren que sea hasta el 30 de septiembre, pero hay un escollo: quién se hace cargo de las cotizaciones. Los agentes sociales quieren que los ERTEs se mantenga com hasta ahora, con una elevada exoneración de cotizaciones y las retribuciones de los empleados en expedientes a cargo del Estado, pero el Gobierno quiere rebajarlo.

 

El Gobierno se niega a mantener la figura del ERTE de fuerza mayor total y, por tanto, a seguir exonerando a las empresas de la totalidad de las cotizaciones. El Ministerio de Trabajo considera que en la nueva normalidad, sin estar vigente el estado de alarma, no tiene sentido mantener el ERTE de fuerza mayor total, pero sí el parcial, y en esa línea van sus propuestas.


El Gobierno ofrece prolongarlos hasta el 30 de septiembre, pero con una rebaja en las exoneraciones empresariales actualmente existentes, y la extensión, también hasta el 30 de septiembre, de la penalización de los despidos por causas objetivas y del Plan 'Mecuida', que permite a los trabajadores reducir o adaptar su jornada laboral si tienen menores, personas mayores o dependientes a su cargo.

 

Los agentes sociales han pedido llevar el actual paquete de los ERTE tal y como está, con la retribución de los empleados a cargo del erario público y una amplia exoneración de cotizaciones sobre los empleados afectados, hasta el 30 de septiembre. De momento, no hay acuerdo ni fecha para próxima reunión.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: