Segovia pasa a fase 3, Salamanca y León abren hostelería y toda Castilla y León salvo Burgos tendrá terrazas
Cyl dots mini

Segovia pasa a fase 3, Salamanca y León abren hostelería y toda Castilla y León salvo Burgos tendrá terrazas

Los diferentes escenarios, provincia por provincia, de Castilla y León para los próximos días. Se mantiene el cierre perimetral de la comunidad.

Castilla y León ha aclarado la situación que tendrá su territorio durante este puente de diciembre, que será bastante compleja porque hay hasta cuatro escenarios diferentes según las provincias.

 

León, Salamanca y Ávila estarán a partir del viernes en nivel cuatro, pero sin restricciones de cierre de actividades de hostelería, centros comerciales y centros deportivos. Este cierre data del 6 de noviembre y se ha prolongado durante casi un mes. Segovia pasa nivel tres de alarma y es la única provincia que está en este nivel inferior al máximo, que le permitirá unas limitaciones menores en las actividades con aforos más amplios y permiso para reuniones con más personas.

 

La Junta ha aclarado que se van a mantener los cierres provinciales entre aquellas provincias con situaciones diferentes, pero cuenta con que en los próximos días y "para facilitarle la vida a la gente lo más posible" se levantará el cierre perimetral provincial. Es posible que se puedan levantar las restricciones de las provincias de Palencia, Soria, Valladolid y Zamora.

 

Se mantiene la perimetración para estas cuatro provincias que han abierto actividades, León, Salamanca, Ávila y Segovia. No se permite la movilidad entre ellas y el resto de las provincias que siguen con restricciones. Asimismo, el Ejecutivo autonómico mantiene el cierre perimetral de la Comunidad hasta el 10 de diciembre, pasado el próximo puente. 

 

En el resto de provincias, Valladolid, Palencia, Zamora, Soria y Burgos, se permite la apertura de las terrazas de hostelería (bares y restaurantes) en todas las provincias y municipios de las provincias que no son las citadas, con la excepción del municipio de Burgos que seguirá cerrado por completo: no podrá reabrir actividades ni poner terrazas en hostelería.

 

Igualmente, el Gobierno de la Comunidad acordó aliviar las medidas más restrictivas establecidas en la ciudad de Burgos, de forma que se permitirá reuniones de hasta seis personas, en lugar de tres, en caso de no ser convivientes. Además, la limitación de aforo en los lugares de culto pasa de 15 personas al 50 por ciento, como adelantó este martes el presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco.

Noticias relacionadas