Se supera el pico de hospitalizados en planta de la segunda ola en Castilla y León: Así está la situación
Cyl dots mini

Se supera el pico de hospitalizados en planta de la segunda ola en Castilla y León: Así está la situación

Hospital Salamanca

La situación empeora por momentos en los hospitales de la comunidad castellanoleonesa, se acaba de alcanzar el récord de pacientes hospitalizados en planta desde la segunda ola.

Las cifras no dejan de aumentar y de preocupar dentro de la comunidad de Castilla y León. Así, los hospitales se encuentran al borde del colapso y con ellos, el personal sanitario, que está en la tercera de las olas soportadas en menos de un año. Concretamente y según los datos aportados por la Junta de Castilla y León, en estos momentos hay hasta 1.721 personas hospitalizadas en planta a causa del coronavirus, mientras que son 247 las personas hospitalizadas en unidades de críticos. 

 

Estas cifras han superado hoy, domingo 24 de enero, a las recogidas en el pico de la segunda ola el pasado 9 de noviembre, cuando se notificaron 1.618 hospitalizaciones en planta. En cuanto al pico en UCI, la segunda ola llegó a situar en 248 el número de pacientes por coronavirus hospitalizados en unidades de críticos el día 20 de noviembre. 

 

Así, la ocupación de camas de hospitalización por casos de COVID-19 se encuentra en nivel máximo de riesgo según el particular semáforo que rige y evalúa la situación epidemiológica de Castilla y León. Concretamente, en estos momentos el nivel de ocupación de las camas en planta es del 27,68%, mientras que las camas ocupadas en unidades críticos rozan el 50%, concretamente el porcentaje es del 46,78%. 

 

La provincia que peor porcentaje de ocupación hospitalaria presenta en estos momentos es Segovia, que alcanza una ocupación en planta del 40%, mientras que en en el caso de las UCIs, la peor situación se encuentra en Palencia y Zamora donde la ocupación de camas supera el 50%, 55% y 57,89% respectivamente. 

 

 

Comentarios

Vino y rosas 24/01/2021 17:57 #1
El problema verdadero está delante de nuestras narices y aquí no pasa nada: Illa y el gobierno de Pedro Sánchez, están usando una tragedia -por acción y omisión- para lidiar en una campaña electoral. Antes regalaban gorras y pines o invitaban a bocata y refresco para llenar aforos. Ahora se llevan más las vacunas. Todo sea por la normalidad para ir a votar en un soleado día de los enamorados. Lo que pasa es que hay gente que se muere. Es lo que hay cuando las mentiras no pasan factura en una sociedad colmada por la información, atiborrada de datos y redes. Colapsada en el conocimiento inútil, dirigido, controlado. Son mentiras demostradas, por escrito o en vídeo, en boca de sus autores, por tierra, mar y aire, que no hacen mella porque muchos medios y no menos emporios siguen al pie de la letra las instrucciones político-sanitarias de taparse la boca, mantener mucha “distancia social” y lavarse continuamente las manos. Y todo ello en una España que se contagia y no sabe ni quiere vacunar porque ni siquiera sabe ni le importa qué mascarilla es la que más protege al que la lleva y al que la ve. De todas las cepas conocidas o por venir, la más letal es la que contagia mentiras, que ha matado mucho a lo largo de la Historia y de esta pandemia. ¿Cuántos contagios, si no vidas, han dependido de las maniobras del doctor Fernando Simón, al dictado del gobierno social comunista? El humor español, casi siempre ingenioso, ya ha agotado su repertorio -o debería pensárselo- para soportar la desgracia que nos supone Simón. Lo innecesario es capital, lo leve es grave, la recta es curva y la sima, cumbre. La cepa británica era la Navidad desbocada -“sabíamos que iba a pasar”- pero ahora lo “marginal” que sería la cepa británica es “dominante” y si te he visto no me acuerdo. La única salida está en la correcta, rápida y masiva vacunación. Urge salvar vidas. Todo lo demás está en el terreno de la desvergüenza y el delito. No podemos soportar más infamia, incompetencia y desgracias familiares.

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: