Sánchez se cita con el presidente portugués a 37 kilómetros de la frontera entre Salamanca y Portugal
Cyl dots mini

Sánchez se cita con el presidente portugués a 37 kilómetros de la frontera entre Salamanca y Portugal

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.

La cumbre hispanolusa de este año se celebrará en Guarda el 2 y 3 de octubre: el municipio está muy próximo a la frontera portuguesa con Salamanca y guarda vínculo con la provincia.

La Cumbre bilateral hispano-portuguesa, que Pedro Sánchez y Antonio Costa se comprometieron a celebrar este otoño tendrá lugar los días 2 y 3 de octubre, en la ciudad portuguesa de Guarda, según fuentes diplomáticas. Será la XXXI cumbre bilateral entre los dos países vecinos y, tal como ya avanzaron ambos jefes de gobierno en una reunión en julio en Lisboa, se centrará en el desarrollo transfronterizo.

 

En este caso, la cita se celebrará a 37 kilómetros de la frontera entre España y Portugal en la provincia de Salamanca, y hay varias cuestiones que atañen a la provincia y al estado en materia de infraestructuras, sin resolver desde hace años. Es habitual que la cumbre cite la necesidad de terminar de una vez la conexión completa por autovía, a falta de unir los lados español y portugués, y el 'tapón' ferroviario de la línea Salamanca-Fuentes de Oñoro, que se está electrificando.

 

Sánchez y Costa se reúnen y tienen contacto frecuente para concertar posiciones en el ámbito europeo -este mismo jueves los dos participaron en una reunión de los siete países del sur en Córcega- pero este tipo de cumbres, un formato que España tiene solo con unos cuantos países, están concentradas en hacer avanzar la relación bilateral en todos los ámbitos.

 

De hecho, a la anterior, celebrada en Valladolid en noviembre de 2018, asistieron 11 ministros del anterior gobierno de Pedro Sánchez. La ministra de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación, Arancha González Laya, viajará el próximo viernes a Lisboa para preparar la XXXI cumbre con su homólogo, Augusto Santos Silva.

 

Tradicionalmente las cumbres con Portugal son las que congregan un mayor número de participantes, lo que se explica por la cercanía entre los dos países y por lo estrechas que son las relaciones entre los dos países, sin apenas contenciosos debido a la gran coincidencia de intereses geoestratégicos como países de la frontera sur de la UE, iberoamericanos, y miembros de la OTAN.