Salmantinos en paro por el coronavirus: autónomos y afectados por ERTEs miran al viernes para cobrar

Un trabajador desinfecta y limpia los contenedores de basura.

El paro de los autónomos se empezará a cobrar el día 17 de abril, pero la avalancha de peticiones de ERTEs siempre la incógnita sobre si cobrarán este mes o sin tendrán que esperar a mayo.

La crisis provocada por la irrupción del coronavirus ha supuesto un duro golpe para la actividad económica, y el empleo lo ha notado muy pronto. Un mes después de la declaración de estado de alarma y la aprobación de medidas para paliar los efectos que el confinamiento y la limitación de movilidad están creando el impacto en el mercado laboral de Salamanca tiene cifras. Son las de los 900 parados más que dejó marzo, casi 13.000 afectados por ERTEs y miles de autónomos que se han acogido al subsidio extraordinario.

 

Todos miran esta semana su cuenta corriente a la espera del ingreso de la prestación, pero hoy por hoy solo los parados habituales ven un panorama cierto: los bancos adelantaron hace unos días el pago de la nómina a 2,5 millones de parados. En Salamanca son más de 12.000 los parados con derecho a prestación, 10,5 millones de euros al mes cuesta su nómina.

 

Por su parte, los autónomos pueden cobrar a final de semana, pero los afectados por ERTEs dependen de una tramitación que ha recibido una avalancha de solicitudes, lo que ha despertado los temores por un retraso en el cobro. Es tanto que muchos no han podido percibir su prestación a tiempo y se teme que tengan que esperar a mayo. Fuentes sindicales consultadas por TRIBUNA señalan que los primeros pagos deberían producirse ya, un mes después de la declaración de estado de alarma y de las primeras solicitudes.

 

Paro de los autónomos

Los otros dos colectivos miran al final de esta semana, pero con desigual certeza. Los que más seguro lo deben ver en el horizonte son los autónomos. Los autónomos que hayan solicitado la prestación extraordinaria por el coronavirus, unos 900.000 en toda España y una cifra desconocida en Salamanca, cobrarán a partir de este viernes, 17 de abril.

 

La prestación extraordinaria, el paro de los autónomos, será de un 70% de la base por la que coticen (un mínimo de 661 euros), "aunque no se haya cumplido el periodo mínimo para acceder a la prestación por cese de actividad". Un número de importantes cotiza por la base mínima, así que su prestación sería de unos 460 euros por la cotización mínima.

 

Los autónomos pueden solicitar esta nueva prestación, análoga a la de cese de actividad, cuando su actividad quede suspendida por la declaración del estado de alarma o cuya facturación en el mes anterior al que se solicita la prestación se vea reducida, al menos, en un 75% en relación con el promedio de facturación del semestre anterior.

 

Reconocer los ERTEs

En cuanto a los afectados por ERTEs, su panorama arroja más dudas, pero también apunta al final de la semana. Desde que el Gobierno aprobó las primeras medidas de acompañamiento para empresas y empleo, los expedientes temporales se han mostrado como la fórmula predilecta para aligerar la carga de salarios de las empresas y evitar despidos masivos irreversibles. Se han registrado para 3,5 millones de personas en España. En el caso de Salamanca son 3.918 solicitudes para 12.748 trabajadores afectados.

 

Semejante avalancha de peticiones está atascando la gestión de este proceso. Es cierto que el Gobierno ha facilitado con sus decretos que se aprueben todos por razones de fuerza mayor y que eso debería ayudar, pero el volumen de peticiones lo complica. Las empresas son las obligadas a hacer todos los trámites para que sus empleados puedan cobrar el paro, pero muchas no tienen asignado un número de referencia de ERTE porque están presentados, pero no están aceptados y sin ese paso no se pueden tramitar las prestaciones. Si no se reconocen por el SEPE, no se pueden abonar. Y son más de 450.000 los que hay que dar de paso.

 

Desde hace unos días hay dudas sobre cuándo se podrá cobrar si no se remata la tramitación necesaria, reforzada por el SEPE con un millar extra de empleados, y los sindicatos han pedido agilizar los vistos buenos para evitar que beneficiarios tengan que esperar hasta el próximo mes de mayo para cobrar; otra opción es habilitar fechas intermedias de pago según se vayan tramitando. Muchos afectados no han podido cobrar la prestación que corresponde a marzo, que se pagaría en torno al día 10 como el paro, pero se esperan noticias hasta final de semana.

 

Según fuentes sindicales, a partir del día 16, cumplido el mes desde las primeras peticiones, debería despejarse el panorama. El SEPE tramita 80.000 expedientes al día para intentar liberar el atasco, "seguimos trabajando, somos conscientes de que quedan muchas prestaciones de personas afectadas por ERTE por reconocer", ha dicho el organismo en redes sociales. A partir de ya tendrá el empujón de que, pasado un mes desde la solicitud hecha por la empresa, el silencio administrativo se entiende positivo, con lo que se tendrá la seguridad de que el ERTE se ha aceptado. Eso podría facilitar la situación.

Noticias relacionadas

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: