Salamanca ya es la sexta provincia española con una menor tasa de natalidad

(Foto: Chema Díez)

Los últimos datos hechos públicos por el INE reflejan que la Tasa de Mortalidad supera en más de cuatro puntos a la de Natalidad, por lo que el crecimiento poblacional de Salamanca se reduce en un porcentaje elevado y de manera acentuada.

 

 

LA POBLACIÓN EN SALAMANCA, EN DATOS

 

Tasa Natalidad Salamanca

 

1975: 13,02 por cada mil habitantes.

1985: 10,42 por cada mil habitantes.

1995: 7,42 por cada mil habitantes.

2005: 7,6 por cada mil habitantes.

2012: 7,22 por cada mil habitantes.

 

Tasa Mortalidad Salamanca

 

1975: 8,85 por cada mil habitantes.

1985: 9,11 por cada mil habitantes.

1995: 10,21 por cada mil habitantes.

2005: 10,87 por cada mil habitantes.

2012: 11,34 por cada mil habitantes.

La provincia de Salamanca se 'vacía' con el paso de los años debido al brutal descenso de la tasa de Natalidad en los últimos tiempos, motivado por la crisis económica y el estilo de vida de los ciudadanos españoles.

 

Así se desprende de los datos hechos públicos por el Instituto Nacional de Estadística (INE) que reflejan que en el año 2012, la tasa de mortalidad superaba en más de cuatro puntos a la de natalidad, registrando un crecimiento vegetativo con saldo negativo en una provincia que pierde población a pasos agigantados.

 

Tal es así que, según los datos acumulados del pasado ejercicio 2012, la tasa de natalidad en Salamanca fue de 7,22 nacimientos por cada 1.000 habitantes mientras que la de mortalidad ascendió hasta los 11,34 obituarios por cada mil habitantes. De hecho, el porcentaje de nacimientos es el sexto más bajo de toda España, solo superado por Zamora (5,88), Ourense (5,92), Lugo (6,49), Palencia (6,85) y Cáceres (7,14).

 

En el apartado de mortalidad, la provincia de Salamanca es la décima provincia de España con mayor tasa, con 11,34 muertes por cada mil habitantes, superado por Lugo (14,76), Ourense (14,62) o Zamora (14,15).

 

El análisis de los datos también es contundente y refleja un gran descenso de la tasa de natalidad con el paso de los niños, al tiempo que revela un aumento de la de mortalidad. Por ejemplo, en 1975 nacían 13,02 niños por cada mil habitantes cuando en la actualidad este guarismo ha descendido 6 puntos hasta 7,22.

 

Por su parte, la tasa de mortalidad ha crecido casi tres puntos entre 1975 y 2012, pasando de 8,85 muertes por cada mil habitantes a 11,34, según los datos del INE.

 

Por tanto, la sangría de la pérdida poblacional de Salamanca es evidente y se aprecia en los últimos años. Así, en 2009, el padrón municipal indicaba una población de 347.787 habitantes mientras que en 2012 esta cifra ha caído hasta las 341.972, y bajando.

 

A todo esto hay que sumarle que la emigración de Salamaca es evidente ante la falta de oportunidades, especialmente en el colectivo juvenil que se forma y abandona su lugar de aprendizaje en busca de opciones de futuro.