Salamanca también es diferente

Foto: T.G.

La ciudad charra protagoniza varios pasajes del libro de José María Ínigo y David Zurdo, “Chupa la gamba”.

El periodista José María Íñigo y el escritor David Zurdo recogen en el libro “Chupa la gamba” costumbres, curiosidades y peculiaridades que hacen a España “different”, y entre sus páginas se acuerdan de Salamanca en no pocas ocasiones. Íñigo y Zurdo plantean un libro para “reírse con la radiografía desenfocada de nuestra tierra”, y los charros pueden encontrar en él curiosas referencias a la suya.

 

Entre los “pueblos y calles horribles, raros y malsonantes” que aparecen en “Chupa la gamba” se encuentra Dios le Guarde, situado en la comarca salmantina de Campo de Yeltes y que actualmente cuenta con poco más de 150 habitantes en el censo municipal. En la obra de José María Íñigo y David Zurdo se cuenta la leyenda de la procedencia de este nombre tan “benigno”: coincide con la bendición que los vecinos lanzaban a los viajeros que pasaban por esas tierras, para desearles protección frente a los lobos que poblaban los alrededores.

 

Escuernavacas, en la comarca de Vitigudino, y la calle Quitapesares, dentro del municipio de Las Veguillas, también aparecen citados en la obra para referirse a “otros nombres curiosos” de pueblos y calles españoles.

 

El científico Diego Torres Villarroel, además de un paseo en la capital charra y varias calles en distintos pueblos de la provincia, tiene dedicada una pequeña parte del libro que ocupa este artículo, dentro del capítulo que trata sobre “nuestra querida cultura española”. En este episodio los autores repasan algunas de las contribuciones españolas en “áreas un tanto dispares”, y destacan a Villarroel, más que por su contribución a las artes y las ciencias, por “su condición de vidente” a la que hacía referencia la Enciclopedia Álvarez.

 

Así, en esta “obra de referencia” hablaban de los vaticinios del salmantino, destacando el que hizo acerca de la Revolución Francesa y la muerte de Luis XVI, entre otros.

 

El libro de Íñigo y Zurdo dedica un capítulo completo a “Los diez museos más insólitos de España”, entre los que figura, como no podía ser de otra manera, el dedicado al orinal y situado en la localidad salmantina de Ciudad Rodrigo. “¿Por qué a alguien le dio un buen día por coleccionar orinales y escupideras?” se preguntan los autores, que repasan la historia y algunas curiosidades de museo. Finalizan su repaso alertando a los visitantes: “Si se acerca al museo mire pero no toque nada…”

 

 

El famoso astronauta tallado en la fachada de la Catedral de Salamanca ocupa un lugar destacado entre las “curiosidades curiosas” a las que hace referencia esta obra. José María Íñigo y David Zurdo despejan las dudas que pudieran surgirle a los visitantes del templo y explican que, al hacer una restauración en una fachada, suelen incluirse algunos elementos de la época en la que se realiza.

 

Como se puede comprobar en “Chupa la gamba”, España es diferente… y Salamanca también.