Salamanca registra la mitad de nacimientos y casi el doble de defunciones anuales que hace 40 años
Cyl dots mini

Salamanca registra la mitad de nacimientos y casi el doble de defunciones anuales que hace 40 años

Por edades, el grupo de población mayoritario de Salamanca en 2020 era el de los 60 a 64 años

Año tras año Salamanca pierde población. Una sangría poblacional que comenzó hace varias décadas y que ha provocado que muchos municipios, no solo la capital, hayan visto reducir de forma importante su número de habitantes. 

 

Las cifras son demoledoras. Si en 1996 la provincia de Salamanca contaba con 353.020 habitantes, en 2020 eran 329.245, según los datos que recoge el Instituto Nacional de Estadística. Un descenso poblacional que ha sido progresivo, ya que han sido pocas las ocasiones en estas décadas en las que ha habido un aumento con respecto al año anterior.

 

Causas hay para todos los gustos. La salida de jóvenes en busca de un puesto de trabajo es una de ellas, pero también lo es el hecho de que en la actualidad haya la mitad de nacimientos en la provincia que hace 40 años y casi el doble de defunciones anuales que entonces. 

 

Y es que la población de Salamanca está envejecida. Según los datos del INE, el grupo de población mayoritario de Salamanca en 2020 era el de los 60 a 64 años (26.362), seguido muy de cerca por el de de 55 a 59 años (26.168). Además, había casi el mismo número de jóvenes de entre 35 y 39 años (16.622) que de mayores de 80 a 84 años (16.535), aunque las cifras de los grupos de edad más jóvenes son bastante inferiores a las de los grupos de más edad. Por ejemplo, el pasado año había 10.502 niños de 0 a 4 años y 13.690 de 85 a 89 años.

 

Unos datos que son el reflejo de la evolución de los nacimientos y defunciones en la provincia en las últimas cuatro décadas. Así se desprende los datos publicados por la Junta de Castilla y León en su portal de Datos Abiertos en referencia a estas estadísticas.

 

En cuanto a los nacimientos, si en 1980 nacieron 4.615 bebés en Salamanca, en 2018, último dato publicado por la Junta, fueron 2.075 alumbramientos. Sin embargo, sería en 2017 cuando se produjo la cifra más baja de nacimientos de las últimas cuatro décadas, 2.028, mientras que el dato opuesto nos lleva hasta 1980. Esos 4.615 nacimientos ha sido la cifra más y, a partir de ahí, se ha ido produciendo un progresivo descenso en la llegada al mundo de nuevos salmantinos.

 

Al contrario ocurre con las defunciones. Año tras año han ido falleciendo más personas en la provincia. Según los datos publicados, en 1980 murieron un total de 2.967 salmantinos, mientras que en 2018 la cifra ascendió hasta los 4.012 decesos. La cifra más alta de defunciones anuales de las últimas cuatro décadas se registró en 2017 (4.027), mientras que la más baja fue la de 1982 (2.873).

 

Todo ello sin contar las terribles cifras de fallecidos que nos dejará 2020 tras el duro impacto del coronavirus en una población envejecida y que ha disparado la mortalidad y ha cambiado nuestra manera de vivir y nuestra, ahora ansiada, normalidad.

Comentarios

aven 02/04/2021 13:59 #1
y los pocos quie nacen se acaban yendo ...

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: