Cyl dots mini

Salamanca lucirá su nueva imagen de 'Savia' en su lucha contra el cambio climático

El alcalde de Salamanca, tercero por la izquierda, junto a parte de los concejales del equipo de Gobierno en la presentación de la campaña 'Savia'

El alcalde, Carlos García Carbayo, ha sido el encargado, junto a varios concejales del equipo de Gobierno municipal, de esta iniciativa, que identificará y ofrecerá información de los proyectos del plan de protección de la biodiversidad.

El alcalde de Salamanca, Carlos García Carbayo, ha presentado hoy Savia, la nueva imagen de marca de la Estrategia de Infraestructura Verde para hacer de Salamanca una ciudad más saludable, competitiva en economía verde y a la vanguardia de la lucha contra el cambio climático.

 

Este plan de protección de la biodiversidad, aprobado el pasado mes de junio con cerca de 300 actuaciones para los próximos quince años en todo el término municipal, supone un nuevo modelo medioambiental de la ciudad para mejorar la salud urbana, cohesionar los barrios y fomentar las oportunidades de empleo gracias a la simbiosis entre patrimonio, naturaleza y ciudadanía. De hecho, Salamanca es la primera Ciudad Patrimonio de la Humanidad en el mundo con un plan de esta envergadura.

 

Esta iniciativa, impulsada por el Patronato Municipal de la Vivienda y Urbanismo (PMVU) con la colaboración de la Universidad de Salamanca y la aportación de un equipo de arquitectos e ingenieros de reconocido prestigio, integra trabajos previos como la Estrategia para el Desarrollo Urbano Sostenible Integrado (EDUSI) Tormes+, el Plan Director de la Ciudad Vieja o el Plan de Movilidad Urbana Sostenible, todos ellos ya en marcha.

 

El alcalde destacó que “la pandemia ha dejado claro que las nuevas ciudades ya no pueden construirse con los parámetros del pasado. Hay que transformarlas en lugares que ayuden a mejorar la calidad de vida de sus habitantes. El futuro es verde o no habrá futuro”. Por eso, desde hace una década el Ayuntamiento trabaja en un urbanismo donde se promueven espacios saludables y seguros para los ciudadanos en calles más paseables, habitables y con mejores condiciones climáticas, aprovechando los beneficios de los ecosistemas que producen las soluciones basadas en la naturaleza.

 

En el día en que se conmemora el nacimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, el Ayuntamiento ha presentado Savia Red Verde Salamanca, una imagen de marca con una clara vocación de servir de referencia para otras ciudades medias europeas que se enfrenten a los mismos retos. “Un futuro con una savia nueva que haga circular el verde por todo el municipio, creando corredores naturales y soluciones basadas en la naturaleza que recuperen nuestros ecosistemas tradicionales” para, añadió García Carbayo, “generar oportunidades de empleo y toda una economía circular en la Ciudad del Talento”.

 

El impulso de soluciones basadas en la naturaleza en el casco urbano permitirá mitigar las consecuencias del cambio climático, regenerando espacios urbanos que primen el espacio para el peatón y favorezcan una movilidad más sostenible, en detrimento del vehículo a motor privado. Pero, al mismo tiempo, Salamanca se sitúa entre las ciudades que construyen un futuro centrado en la sostenibilidad como principal ventaja competitiva para atraer nuevas inversiones, tanto privadas como públicas, alineadas con la transformación ecológica impulsada desde la Comisión Europea y la Organización de Nacional Unidas, lo que permitirá obtener el mayor número de fondos europeos posibles para mejorar la vida de los salmantinos.

 

La economía local también se verá beneficiada a través de un concepto innovador a nivel mundial, el patrimonio verde, reforzando la oferta turística de la ciudad para hacerla más atractiva y diferente a otras experiencias. Por tanto, Salamanca será una referencia verde en toda Europa al impulsar una economía circular que genere nuevos puestos de trabajo en nichos de empleo surgidos a partir del medioambiente y la agroalimentación.

 

¿Por qué Savia?

 

El nombre y la imagen de marca definen la filosofía de la Estrategia de Infraestructura Verde  y Biodiversidad, una savia nueva que fluye por las calles y espacios de la ciudad, interconectando a sus habitantes con la naturaleza que les rodea para mitigar los efectos del cambio climático, mejorar la calidad del aire y poner barreras naturales a las enfermedades, generar espacios saludables para las personas en todos los barrios, generar nuevos recursos turísticos y económicos, y promover el consumo y la economía local.

 

El alcalde recordó que Salamanca es la cuna de la gramática española, la ciudad de la universidad más antigua de España, una Ciudad Patrimonio de la Humanidad y Capital Cultural de Europa. “Salamanca es una ciudad sabia. Pero una ciudad es también un ser vivo. La red conectada que permite alimentarla, que conecta las raíces con las hojas, es la savia interior. Una red de infraestructura verde conecta espacios naturales para permitir que la vida y la biodiversidad fluya, lo mismo que hace la savia en las plantas”.

 

Savia Red Verde Salamanca nace también de la unión de las primeras letras del nombre de la ciudad, y vía, el término romano para denominar los caminos, como la Vía de la Plata que la atraviesa. “Una red sabia que conecta la naturaleza con la ciudad del saber. Una red sabia que transforma la manera de pensar y vivir la ciudad para afrontar un futuro más sostenible. Una savia nueva que fluye por las calles y espacios de Salamanca”, argumentó García Carbayo.

 

Su letra i, el elemento más característico en forma de hoja, pero al mismo tiempo de gota, permitirá identificar todas las actuaciones de Savia en cada uno de los seis espacios en que se ha dividido en función de sus valores ecológicos: El Tormes, El Zurguén, La Aldehuela, La Dehesa, La Corona y Savia Interior. Toda una red de infraestructura verde que se plasma en un detallado mapa que salmantinos y visitantes podrán encontrar en una nueva página web, saviasalamanca.es, así como en sus perfiles de las redes sociales Facebook, Twitter e Instagram.

 

Finalmente, el alcalde animó a los salmantinos a descubrir Savia Red Verde Salamanca. “Su participación es fundamental. Nosotros la promoveremos con concursos, presentaciones, eventos, congresos… pero cada persona puede contribuir plantando su semilla. Bienvenidos a la nueva Salamanca, más sostenible, saludable, verde, con nuevas oportunidades económicas y nuevos atractivos. Bienvenidos a Savia, la nueva sangre verde que va a transformar nuestras vidas y nuestro futuro, por la que va a circular la esencia de la ciudad, uniendo patrimonio y naturaleza de una manera innovadora y pionera en Europa”.

 

Cerca de 300 actuaciones en quince años

 

Savia define cerca de 300 actuaciones para los próximos quince años en toda la ciudad, desde el centro hasta los nuevos barrios de la periferia y los límites con todos los términos municipales del alfoz de Salamanca (Aldeatejada, Arapiles, Cabrerizos, Carbajosa de la Sagrada, Carrascal de Barregas, Doñinos de Salamanca, Santa Marta de Tormes, Villamayor de Armuña y Villares de la Reina).

 

Algunas de estas actuaciones ya están ejecutadas o en proceso gracias a la EDUSI Tormes+, como la regeneración forestal de los parques Chamberí y Lazarillo de Tormes o la construcción de un gran parque de 100.000 metros cuadrados en la ribera del río con 600 huertos urbanos ecológicos. Al mismo tiempo, el Ayuntamiento ha plantado más de 200 olmos autóctonos resistentes a la grafiosis, está evaluando los recursos híbridos subterráneos en la ciudad de Salamanca para mejorar su aprovechamiento, redactando el proyecto ‘Patios por el clima’ para plantar más árboles en los centros escolares y elaborando la Estrategia de Adaptación al Cambio Climático dentro del proyecto europeo Ciudades Verdes Cencyl que lidera Salamanca.

 

También está ya en marcha el proyecto LIFE Vía de la Plata para transformar el tramo urbano de esta calzada en un corredor verde, tras lograr el Ayuntamiento de Salamanca 1,4 millones de euros de financiación de la Unión Europea. Su desarrollo se llevará a cabo a lo largo de 11,2 kilómetros de longitud que atraviesan el término municipal de Salamanca, en su espacio tanto rústico como urbano. En total se plantarán más de 4.500 árboles y más de 107.000 arbustos.

 

Entre todas las medidas recogidas en Savia, en el río se promueve la incorporación de refugios para aves y de elementos para la reserva de la biodiversidad y la fauna, o la recuperación de molinos y acequias con fines educativos. Y, dentro de la propia ciudad, favoreciendo la integración de las energías renovables en los edificios, la transformación de espacios con más paseos arbolados, micropaisajes o muros verdes, siguiendo la actuación ya llevada a cabo en el barrio de San Bernardo. También la innovación en soluciones experimentales ecológicas para el sistema de gestión de aguas pluviales que minimizan el impacto de la escorrentía, la integración de la vegetación y la recuperación de plantas autóctonas en el diseño, para hacer frente a las olas de calor.

 

Por otra parte, la Red Verde de Salamanca contempla la catalogación y, en consecuencia, la protección de 19 bienes. Respecto al Patrimonio Arqueológico, se protegerán los grabados rupestres paleolíticos de La Salud entre las que se reconocen partes anatómicas de un caballo y signos lineales, así como Abrigo de El Marín y de La Salud. También se protegerán, como Patrimonio Industrial, la Fábrica de la Luz de Tejares, antigua central hidroeléctrica que es un ejemplo de industria para producción energética a pequeña escala; el edificio viejo de bombeo de agua a los depósitos de Campoamor situado en la Aldehuela, testimonio del sistema pionero de abastecimiento público de agua a la ciudad; y la depuradora de agua de la Avenida de la Aldehuela, por sus depósitos de decantación de agua, como sistema también pionero, en este caso, del tratamiento de agua.

 

Finalmente, dentro del Patrimonio Etnográfico, los Pilares del Puente de la Salud, que forma parte de las obras de ingeniería del hierro pioneras en la ciudad, sobre los que se asentaba el puente metálico ferroviario; la Pesquera de Tejares, la Pesquera de Huerta Otea y la Pesquera de Salas Bajas; la Noria de Sangre, descubierta con ocasión de la urbanización del sector; la Noria del Zurguén, situada en el Parque Miguel Delibes, que remite al antiguo uso rústico de las huertas del entorno; la Noria del parque de El Baldío en la Aldehuela, testimonio de las construcciones de riego que abundaban en la vega del río; el Dique del Zurguén, uno de los últimos ejemplos de obras civiles de la Ilustración salmantina; las Fuentes tradicionales de piedra situadas, una, junto a la Calzada de la Plata, y otra, sobre la margen derecha del Zurguén, así como la Pesquera de San Jerónimo y el Azud de Florida de Liébana.

 

Por tanto, Salamanca se suma con Savia a las ciudades europeas líderes en la transformación verde de su municipio, recuperando espacios para las personas y generando nuevas oportunidades para sus habitantes. Una transformación no sólo medioambiental, sino también social y económica, pues las soluciones basadas en la naturaleza impulsarán también una mayor cohesión social y una mejora de la calidad de vida y la economía de todos los salmantinos.

Comentarios

juajauauaa 28/09/2020 10:10 #1
juauauauau la idea mas cercana que tiene el PP de Salamanca de ecología es un saco de cemento...juajauauaaua

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: