Salamanca invertirá 2,2 millones en una nueva avenida de cuatro carriles para acceder a los huertos urbanos
Cyl dots mini

Salamanca invertirá 2,2 millones en una nueva avenida de cuatro carriles para acceder a los huertos urbanos

La actuación incluye carril bici, una rotonda, aparcamientos y estaciones de bicicletas y recarga de vehículos eléctricos, ya que se pretende que sea un punto de paso del vehículo al desplazamiento peatonal.

Salamanca construirá con los fondos del programa Tormes+ una nueva avenida de cuatro carriles que dará acceso a los huertos urbanos y que mejorará la conexión entre el centro de la ciudad y los barrios de Chamberí, Tejares y Los Alcaldes. La actuación, presupuestada en 2,2 millones de euros, se suma al proyecto para construir una nueva rotonda de tres carriles en la misma zona que costará otro medio millón de euros.

 

El Ayuntamiento de Salamanca lleva este martes a la Comisión de Fomento y Patrimonio el proyecto de desdoblamiento de la prolongación de la avenida  Padre Ignacio Ellacuría y el Camino Huertas de la Vega, con un presupuesto base de licitación de 2,21 millones de euros y un plazo de ejecución de diez meses. 

 

La actuación propuesta consiste fundamentalmente en la conexión con un amplio vial de la glorieta de las Aceñas, junto a la entrada de los nuevos huertos urbanos ecológicos, con la glorieta de la avenida Lasalle que conduce hacia el barrio de Los Alcaldes. De esta forma, el Ayuntamiento anunció que “se proporcionará servicio a los vecinos colindantes, se mejorará la seguridad vial en la zona y se habilitará un acceso amplio al gran parque de 100.000 metros cuadrados creado junto a las riberas del río Tormes”.

 

Al mismo tiempo, se facilitará la conexión entre Chamberí, Tejares y Los Alcaldes, ofreciendo a los barrios trastormesinos “un itinerario directo hacia el centro de la ciudad a través del puente del VIII Centenario y el nuevo vial del hospital”. Para mejorar la fluidez del tráfico también se aprobó recientemente el proyecto para una nueva glorieta entre la avenida Padre Ignacio Ellacuría y la calle José Núñez Larraz.

 

Para ello se propone, en primer lugar, ampliar la avenida Padre Ignacio Ellacuría y el Camino Huertas de la Vega, hasta la intersección con la calle Gil González Dávila, transformándola en una avenida de cuatro carriles, dos para cada sentido de circulación, y amplias aceras. También se incluirán bandas de aparcamientos a ambos lados de la calzada.  

 

Asimismo, se mejorarán y ampliarán las distintas infraestructuras urbanas existentes con la sustitución de 430 metros de una tubería de abastecimiento en fibrocemento por fundición dúctil, con sus correspondientes bocas de riego, hidrantes, acometidas y desagües. Y siguiendo las directrices de Savia Red Verde, se diseñan dos ‘jardines de lluvia’ para la infiltración de las aguas pluviales al terreno, además de una red específica de drenaje para las aguas excedentes.

 

En la intersección del Camino Huertas de la Vega y la calle Gil González Dávila se proyecta una glorieta con el objeto de mejorar la intersección y permitir la prolongación de la avenida, también con dos carriles por sentido hasta la glorieta situada en avenida de Lasalle, que a su vez sirve de acceso a los barrios de Los Alcaldes y Tejares.

 

Por otro lado, el proyecto propone la creación de dos zonas de aparcamiento para vehículos automóviles (cada uno con 54 plazas, ocho de ellas para personas con discapacidad) que sirvan de elemento de transferencia intermodal vehículo-pie, tanto para el paseo por las riberas del Tormes como para el acceso a los huertos urbanos ecológicos.  

 

Al mismo tiempo, se fomentará la movilidad sostenible con una preinstalación para puntos de recarga de vehículos eléctricos y 20 bases aparcabicicletas, de acuerdo a las directrices de Savia Red Verde, “la estrategia de infraestructura verde para situar a Salamanca a la vanguardia de la lucha contra el cambio climático, una ciudad que respeta el medio ambiente, más saludable y accesible”.

 

Siguiendo esta línea, se creará un carril bici junto al desdoblamiento de la avenida que enlazará con el tramo hacia el barrio Los Alcaldes y con los futuros corredores verdes a lo largo de toda la ribera del río Tormes. Además la zona contará con una base del sistema municipal de préstamo de bicicletas, SalEnBici, con un total de 20 candados. Los espacios existentes entre el vial principal, las zonas de estacionamiento y el carril bici se completarán con áreas ajardinadas dotadas de especies autóctonas y sistema de riego, manteniendo o trasplantando el arbolado existente en buen estado y plantando a mayores 198 ejemplares en total.

 

Para el diseño de la jardinería se ha tenido en cuenta la bioclimatología de la zona, optando por especies resistentes y adaptadas a las condiciones habituales de Salamanca. Por la proximidad del proyecto al rio Tormes, se han seleccionado especies de ribera como sauce, fresno, olmo y majuelo, mientras que en la glorieta se propone la plantación de la especie olea europea y arbustos ornamentales. Asimismo, se procederá a la colocación de 2.840 metros cuadrados de césped.

 

El proyecto también incluye a lo largo de todo el recorrido la mejora del alumbrado viario con tecnología energéticamente eficiente, así como la colocación de 15 bancos, 13 papeleras y 45 bolardos.