Salamanca ha perdido un centenar de profesores en los cuatro últimos cursos y casi 400 en una década

La plantilla de profesorado pierde enteros cada curso: para el próximo, diez puestos menos que se suman a los casi 90 ya amortizados desde 2016/2017.

Cien menos en cuatro cursos y cerca de 400 menos en la última década. Estas son las cifras de la pérdida de profesorado en Salamanca en los últimos años, una merma que sigue acentuándose curso a curso al calor de la falta de alumnos en el medio rural, un fenómeno que lleva también al progresivo cierre de unidades y, finalmente, de colegios.

 

La plantilla de profesorado ha perdido casi un centenar de efectivos en los últimos cursos. Cuando acaba la negociación anual entre Educación y sindicatos, el número de profesores en Salamanca termina siendo siempre menor. En los últimos cursos la provincia está entre las que más profesorado ha perdido: 35 menos en 2016/2017, 28 menos en 2017/2018, 25 menos en 2018/2019 y 10 menos de cara al próximo curso.

 

Esos diez profesores menos son la cifra más baja de los últimos años, pero la provincia está entre las que más profesorado pierde, solo por debajo de Zamora y León, que ceden 12 puestos cada una. La propuesta inicial era de -19 para el próximo curso en Salamanca. Justo para el curso que viene es la primera ocasión en varios cursos que el saldo de puestos suprimidos por puestos creados en Castilla y León es positivo, de siete profesores más.

 

Esa pérdida de profesores en la negociación anual de plantilla se comprueba también en las estadísticas oficiales del Ministerio. Desde 2010/2011 y hasta el curso 2017/2018 la cifra de profesores para la enseñanza de régimen general en la provincia ha pasado de 5.016 a 4.367, casi 400 menos. Cuando salgan los datos del curso 2018/2019 se alcanzará, sin duda, esa cifra redonda de las cuatro centenas.

 

Además, Salamanca cede un buen número de unidades. Se trata de los grupos escolares que tienen los colegios. En total, el próximo curso serán 11 menos. La reducción se centra en el mundo rural: Béjar, Calvarrasa, Cazada de Valdunciel, Cantalapiedra, Cantaracillo, Fuenteguinaldo, Linares de Riofrío, Macotera, Robleda y Santibáñez pierden una unidad en sus respectivos centros, y en Salamanca capital cae  una en el CEIP Gran Capitán. Por contra, Aldeatejada y Castellanos, que gana tres, suman nuevas unidades escolares y sus respectivos puestos de profesores.

Comentarios

NOFALLLA 12/02/2019 18:56 #1
¡¡A MILES DE NIÑOS MENOS,,MENOS CENTENARES DE PROFESORES Y MASESTROS¡¡ AHROA ESCUANDO LA BRUTAL DESPOBLACION VA ENSEÑANDO LOS DIENTES, ESTAMOS EN LOS COMIENZOS DE SUS CATASTRÓFICAS CONSECUENCIAS...

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: