Salamanca 'fallece' con 1.200 muertes más que nacimientos en solo 6 meses

El crecimiento vegetativo de la provincia no miente ya que presenta un dato negativo con 1.175 muertes más que nacimientos, impidiendo el desarrollo de una de las zonas más envejecidas del país.

Salamanca 'fallece'... y casi de manera literal, porque mueren muchas más personas de las que se inician en esta vida, por lo que el desarrollo de la provincia se ve estancado con un cremiento vegetativo que presenta 'números rojos'.

 

Así lo refrendan los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), que hacen hincapié en un hecho que demuestra el retraso de la provincia en relación a otras de la geografía nacional. Y es que, entre enero y junio del pasado año 2017, Salamanca registró 1.175 muertes más que nacimientos, después de registrar 2.182 fallecimientos y solo 1.007 nuevas vidas.

 

Estos números representan el segundo peor dato de toda Castilla y León, solo superados por la provincia de León, que acumula 2.000 muertes más que nacimientos en el mismo periodo de tiempo analizado.

 

CASTILLA Y LEÓN, EN DATOS:

 

ÁVILA: Nacimientos 486 - Muertes 1.127 - Saldo: -641

 

BURGOS: Nacimientos 1.161 - Muertes 2.057 - Saldo: -896

 

LEÓN: Nacimientos 1.257 - Muertes 3.257 - Saldo: -2.000

 

PALENCIA: Nacimientos 510 - Muertes 1.140 - Saldo: -630

 

SALAMANCA: Nacimientos 1.007 - Muertes 2.152 - Saldo: -1.175

 

SEGOVIA: Nacimientos 513 - Muertes 936 - Saldo: -423

 

SORIA: Nacimientos 297 - Muertes 579 - Saldo: -282

 

VALLADOLID: Nacimientos 1.777 - Muertes 2.657 - Saldo: -880

 

ZAMORA: Nacimientos 456 - Muertes 1.435 - Saldo: -979

 

'SANGRÍA' POBLACIONAL

 

Además, 333.300 es la cifra de habitantes con la que cuenta la provincia de Salamanca a 1 de enero de 2017, según los últimos datos hechos públicos por el Instituto Nacional de Estadística (INE). Y, el balance, no es positivo, ni mucho menos.

 

No en vano, en tan solo un año, la provincia ha vuelto a perder población al pasar de los 335.985 habitantes a 1 de enero de 2016 a los 333.300 actuales, o lo que es lo mismo, una pérdida de 2.685 personas y la alarmante cifra de 7 habitantes al día.

 

En lo que se refiere a la ciudad, según el INE, cuenta con 144.436 habitantes al cierre del año 2017, perdió 14.021 habitantes en los últimos 20 años, o lo que es lo mismo, casi un 10% del total, con una despoblación alarmante de los municipios de la provincia.

 

Esta cifra deja a la ciudad como la tercera de España que más ve rebajado su padrón municipal, en comparación con las capitales de provincia de su mismo rango poblacional, sólo superada por Cádiz (-25.081 habitantes) y por León (-14.492), esta última en los mismos porcentajes de Salamanca.

 

Por contra, hay otra serie de ciudades del mismo rango que la capital charra que han visto cómo su población sí ha experimentado un cambio positivo en los últimos 20 años, como es el caso de Badajoz, Burgos, San Sebastián, Huelva, Lleida Logroño o Tarragona.