Salamanca estudiará la posible instalación de 21 puntos de recarga para vehículos eléctricos

(Foto:F.Rivas)

La utilización de este tipo de coches supondrá ahorros en zona ORA o en las tasas municipales

El Ayuntamiento de Salamanca estudiará las posibilidades de instalar 21 puntos públicos de recarga para vehículos eléctricos y otras actuaciones que incentiven el uso de este medio de transporte en los próximos años.

 

Además, se tratará la modificación de diferentes normativas municipales para facilitar la implantación de puntos de recarga también en garajes, zonas residenciales o superficies comerciales.

 

Así lo ha señalado el alcalde de Salamanca, Alfonso Fernández Mañueco, en compañía del director general de Energía y Minas, Ricardo González Mantero, durante la presentación del diagnóstico para la implantación del vehículo eléctrico en Salamanca, realizado en el marco de la Guía del Vehículo Eléctrico en Castilla y León, elaborada por la Junta de Castilla y León a través del Ente Regional de la Energía (EREN).

 

El alcalde de Salamanca, Alfonso Fernández Mañueco, ha destacado que este diagnóstico “será la base para elaborar nuestra hoja de ruta para impulsar la implantación de este tipo de vehículo en la ciudad”.

 

Fernández Mañueco ha afirmado que en este documento se incluyen medidas que se van a estudiar y evaluar para su desarrollo desde el Ayuntamiento y que se irán aplicando en función de los condicionantes técnicos y presupuestarios, sin olvidar aquellas que sirvan para fomentar la implicación del sector privado.

 

Entre ellas, el regidor municipal salmantino ha insistido en la selección de 21 ubicaciones en diferentes puntos de la ciudad donde podrían ubicarse estaciones públicas de recarga para este tipo de vehículos.

 

BONIFICACIONES ZONA ORA

 

Además, se estudiará  las bonificaciones en la zona ORA para los vehículos eléctricos; así como exenciones en tasas municipales para aquellas actividades cuya finalidad sea el mantenimiento y conservación de los vehículos dotados de motor eléctrico, o por el uso privado del dominio público necesario para la instalación de puntos de recarga.

Fernández Mañueco ha reiterado la “apuesta decidida” del Ayuntamiento de Salamanca por la movilidad sostenible y por “una Salamanca mejor para las personas y más respetuosa con el Medioambiente”.

GUÍA

La ‘Guía para la implantación del vehículo eléctrico en Castilla y León’ es “un documento de referencia” respecto a la movilidad del vehículo eléctrico para ciudadanos, administraciones públicas y empresas de Castilla y León y trata de impulsar y difundir la penetración de este tipo de vehículos.

La Consejería de Economía y Empleo, a través del Ente Regional de la Energía de Castilla y León, y la Dirección General de Industria e Innovación Tecnológica, ha elaborado las directrices para el desarrollo del vehículo eléctrico en Castilla y León, que se recogen en la guía del vehículo eléctrico. Este documento se elabora con el fin de impulsar y difundir la penetración de este tipo de vehículos en la Comunidad.

La elaboración de esta guía ha sido posible gracias a la participación de los 21 municipios de más de 20.000 habitantes que concentran más del 52 por ciento de la población de Castilla y León, que suponen el 57 por ciento de la actividad económica y que cuentan con el 46 por ciento de los vehículos a motor de la Comunidad Autónoma.

 

GASTO EN ENERGÍA

 

La Comunidad cuenta con aproximadamente 1.800.000 vehículos, de los que casi el 73 por ciento son turismos, que además tienen una edad media elevada, por lo que son “menos eficientes energéticamente” y por tanto tienen “un elevado potencial de mejora energética”.

El número de kilómetros que se realizan diariamente, por motivos de trabajo principalmente, se sitúa por encima de los 12.500.000, lo que ocasiona un gasto energético diario de más de 750.000 litros de combustible, que traducido a emisiones de CO2 son aproximadamente 1.500 toneladas de CO2 diarias. Muchos de estos desplazamientos (más del 75 por ciento) se hacen en trayectos de menos de 50 kilómetros, que son los “ideales” para los vehículos eléctricos, ha detallado Ricardo González Mantero.

La estrategia regional está desarrollando una de red regional de infraestructuras de recarga, con 300 puntos en vía pública, 600 puntos en aparcamientos de uso público y 3.000 en domicilios particulares.

 

Además quiere coordinar la adaptación legislativa al entorno urbano para la correcta implementación de las infraestructuras de recarga e impulsar actividades económicas estratégicas en torno al vehículo eléctrico.

La estrategia pretende también una mejora del medio ambiente y promover la diversificación de fuentes energéticas e involucrar a los 21 municipios con mayor número de habitantes de la Comunidad, para iniciar la constitución de una futura red de municipios.

 

AYUDAS

 

Por otra parte, la Junta de Castilla y León ha destinado a ayudas para la renovación del parque de vehículos (eléctricos e híbridos y de otros combustibles) 13.759.551 euros que han llegado a 443 unidades en estos cuatro años.

 

En Castilla y León, en este último año, se han concedido ayudas a 145 vehículos eléctricos que han sido adquiridos de forma mayoritaria por pymes y empresas, y administraciones públicas locales (incluyendo los vehículos subvencionados por el IDAE). Todas estas medidas suponen un ahorro energético de 5.192 toneladas equivalentes de petróleo al año.