Salamanca, a un paso de un nuevo cierre de bares, centros comerciales y gimnasios que la Junta ya insinúa
Tribuna mini Saltar publicidad
Asanz 600x800 file
Cyl dots mini

Salamanca, a un paso de un nuevo cierre de bares, centros comerciales y gimnasios que la Junta ya insinúa

La Junta cambia de criterio para acelerar las decisiones ante la tercera ola y pone en posición de cierre a la provincia, que este domingo ya estrena restricción de aforos, la antesala de lo que puede venir.

La decisión de la Junta de Castilla y León de fijarse en la incidencia a 7 días para poner en marcha nuevas medidas podría surtir efecto muy pronto en Salamanca, en forma de un nuevo cierre de hostelería, centros comerciales y gimnasios futuro, pero muy próximo, que ya se insinúa. De hecho, la provincia se queda a un paso de esas restricciones excepcionales que ya sufrió en noviembre y que la Junta ya ha insinuado merced al rápido avance de los contagios.

 

Con la Navidad recién terminada, la temida tercera ola del Covid se puede manifestar más pronto de lo esperado. Había medidas tomadas hasta el 10 de enero, pero este día 7, tras el día de Reyes, la Junta de Castilla y León ha tomado nuevas medidas que entran en vigor este mismo viernes. De entrada, Salamanca sube a nivel 4 de riesgo con el resto de provincias (estaba en 3) y se queda a un paso del nivel 4 con medidas excepcionales que ya 'probó' en noviembre. 

 

Según los datos de la Junta, Salamanca ha estado semanas en cifras de nivel 2, aunque estaba claro que no se iban a relajar medidas durante la Navidad. Pero si no para bajar, tampoco está en cifras para subir, con el Hospital casi 'vacío' de Covid: 26 pacientes en planta y 6 en UCI. Sin embargo, en la Junta consideran que se avecina una fuerte ola y quieren anticiparse con unas restricciones que llegarán tan rápido como se adivina el aumento de casos. De hecho, ya se ha registrado un aumento de la incidencia a corto plazo en Salamanca que ya lo anticipa y esa va a ser la clave.

 

Para trasladar ese incremento latente a medidas, la Junta ha decidido cambiar de criterio y empezar a usar los indicadores a corto plazo: incidencia a 7 días en vez de a 14 y dato del día anterior y no el consolidado de cinco días. Resultado, la velocidad de crecimiento de la incidencia se ha disparado: en Salamanca, optar por el dato a 7 días y no a 14 supone un incremento del 40%.

 

El resultado, que la provincia entra de lleno en nivel 4 de riesgo y se pone a un paso de restricciones excepcionales como las de noviembre que este viernes estrenan Segovia, Palencia y Ávila. Entonces cerraron bares, restaurantes, centros comerciales, gimnasios... y también las casas de apuestas. ¿Es probable saltar al nivel superior?

 

Un futuro cierre

La realidad es que sí. El propio presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, ha insinuado que la evolución de los datos, más todavía con el cambio de criterio para tomar la cifra de nuevos contagios a 7 días, no solo sube de nivel a Salamanca este viernes, sino que convierte en más que probable un futuro paso a restricciones excepcionales, los temidos cierres. No lo ha asegurado, pero sí ha dejado claro que si suben los contagios, se tomarán medidas, y estas son las de referencia.

 

Mañueco ha recordado que éstas, empezando por los cierres, ya demostraron "ser útiles" hace unas semanas, cuando se lograron frenar contagios. "Hemos aprendido las lecciones primera y segunda ola, sabemos que cuanto antes tomemos medidas que se han demostrado eficaces antes controlaremos la ola y más cortas se harán las restricciones", ha aseverado, tras lo que ha anunciado más ayudas para los sectores más afectados como la hostelería que, en próximos días, contará con un paquete de subvenciones de 20 millones de euros.

Noticias relacionadas