Problemas con los PCR complican el control Covid en Salamanca: la mitad de test que en Burgos y Valladolid
Cyl dots mini

Problemas con los PCR complican el control Covid en Salamanca: la mitad de test que en Burgos y Valladolid

Salamanca es la provincia con la Incidencia acumulada más alta de la Comunidad autónoma, pero en la última semana se han realizado la mitad de test PCR que en Valladolid o Burgos. Los problemas con el robot complican la respuesta en la provincia en pleno auge de contagios.

Salamanca se está enfrentando a semanas clave para controlar el avance del Covid sin toda la ayuda que necesitaría y parcialmente 'a ciegas' en cuanto al resultado de test PCR. Los problemas con el funcionamiento del robot que da los resultados y el retraso en la realización de las pruebas que determinan si los test son positivos o negativos condicionan la lucha contra la pandemia. Y así lo demuestran los datos de test realizados.

 

Salamanca es la provincia con la incidencia acumulada más alta de Castilla y León, pero en la última semana se han realizado la mitad de test PCR que en Valladolid o Burgos. Los datos son los siguientes: Valladolid: 10.314; Burgos: 10.958; Salamanca: 5.545. Es cierto que las tres provincias tienen problemas con la incidencia de la enfermedad y que las dos primeros tienen más población, pero Salamanca lleva en naranja desde agosto y el municipio capital está desde el 3 de septiembre con restricciones importantes por el aumento de casos, y sin embargo no se percibe un aumento del número de pruebas, aunque la Junta considera muy alto el que se realiza.

 

Además del número de test que se hacen, la mitad que en Valladolid o Burgos, la provincia tiene problemas con el robot que hace las pruebas y determina los resultados de las mismas. Sanidad ha admitido dificultades con los test PCR de Covid por culpa del funcionamiento de esta máquina. Según la explicación oficial, no hay reactivos suficientes y eso retrasa los resultados. En concreto, el suministro de reactivos para conocer el diagnóstico de las pruebas se produce los jueves de cada semana, y hasta entonces Sanidad está un poco a verlas venir: "Vamos a trompicones", ha reconocido la consejera Casado.

 

"No les voy a engañar, tenemos problemas", ha admitido la consejera de Sanidad que explica que a veces no hay reactivos suficientes para que funcione el robot con el que se hacen los resultados. "Tenemos problemas con Roche", ha puntualizado la consejera, citando a la empresa que suministra. Casado ha reconocido que esta situación no le gusta y ha anunciado que a partir de ahora se contará con dos microbiólogos que ayuden a mejorar la coordinación. "Tenemos que diversificar aparatos y reactivos", ha aseverado, tras lo que ha confiado que el nuevo aparato llegue "en breve": está previsto para este mes de septiembre.

 

Casado ha asegurado que, no obstante, al final de cada semana están hechos el 100% de los test y que el restraso no afectaría a la evaluación de la situación epidemiológica, que se hace con el resultado de los siete últimos días; no obstante, esta situación podría estar detrás de las oscilaciones de casos en Salamanca, donde se observa un menor número de positivos a comienzos de semana y un aumento a finales.

Noticias relacionadas