Primeros pasos para la creación de la Agrupación de Voluntarios de Protección Civil de Salamanca

Los participantes en la jornada aprenden con un caso práctico cómo lidiar con este tipo de accidentes.

La Comisión de Policía analizará, para su aprobación inicial, la propuesta de Reglamento que regulará la organización, funciones y actividad de esta organización, así como los derechos y deberes de sus voluntarios.

Salamanca ha dado el primer paso para la creación de una Agrupación de Voluntarios de Protección Civil de Salamanca. La constitución y puesta en marcha de esta organización se aprobó en el Pleno Municipal del 6 de noviembre de 2015 y la Comisión de Policía analizará el próximo lunes, para su aprobación inicial, el Reglamento que regulará la organización, funciones y actividad de esta Agrupación, sin perjuicio de las competencias estatales y autonómicas en dicha materia. Regulará, además, los derechos y deberes de los voluntarios en cuanto miembros de la Agrupación, y su régimen de incorporación, separación, formación y disciplinario.

 

Para desarrollar las directrices reglamentarias de las actividades de la Agrupación el Ayuntamiento de Salamanca las ha incardinado en las disposiciones de la Ley 8/2006, de 10 de octubre, del Voluntariado en Castilla y León, que determina su régimen jurídico.

 

Tal y como contempla el Reglamento, el ámbito territorial de actuación de la Agrupación será el municipio de Salamanca, y estará constituida por personas físicas. La organización tendrá como finalidad canalizar la participación de los ciudadanos y expresar el compromiso solidario de los voluntarios a favor de la sociedad en su conjunto, o de personas o grupos, mediante la participación directa en actividades de colaboración con los servicios municipales de asistencia ciudadana en el ámbito de la protección civil.

 

Podrán incorporarse a la Agrupación las personas que tengan nacionalidad española y sean ciudadanos de la Unión Europea, estar empadronado y residir  en el término municipal de Salamanca, tener entre 18 y 60 años y superar las pruebas de aptitud psicofísica y de conocimientos que se determinen. Además, tendrán que tener disponibilidad de tiempo para tareas objeto de protección civil, tendrán que superar un curso de formación y selección y no pertenecer a otra organización de voluntarios que intervengan en emergencias.

 

Una vez superado el curso de selección y formación, y a partir de la fecha de nombramiento, el voluntario permanecerá durante un año en la agrupación con carácter provisional. Transcurrido este período se incorporará con carácter indefinido.