Pinot sorprende en la octava etapa y Wiggins sigue líder

Valverde también se fue al suelo en la misma caída que Samuel Sánchez y perdió 2.21 en meta
El francés Thibaut Pinot (FDJ) se ha impuesto en la octava etapa de la 99ª edición del Tour de Francia, disputada entre las localidades de Belfort y Porrentruy sobre 157,5 kilómetros, en una victoria en la que llegó con 26 segundos de ventaja sobre el grupo de favoritos que comandandaban el australiano Cadel Evans (BMC) y Tony Gallopin (RadioShack), mientras que el británico Bradley Wiggins (Sky) conserva el maillot amarillo pese a los ataques sufridos durante la etapa.

Thibaut Pinot, de 22 años, es el ciclista más joven del Tour de Francia y consigue así en la ronda francesa su primera victoria de la temporada. De esta forma, Pinot presenta su candidatura al maillot blanco que premia al mejor joven de la carrera.

Bradley Wiggins (Sky) continúa líder de la carrera, pero su equipo dio muestras de debilidad al dejarle sólo en el tramo final. No obstante, logra conservar el maillot amarillo con diez segundos de ventaja sbre el australiano Cadel Evans y el italiano Vincenzo Nibali.

La octava etapa fue un auténtico tobogán, pues en poco más de 187 kilómetros de recorrido se encontraba una ascensión de cuarta categoría, otra de tercera, cuatro puertos de segunda categoría y el Col de La Croix, de primera categoría, a poco más de 30 kilómetros para la línea de meta.

La parte final de la carrera comenzó con dos malas noticias para los corredores españoles. A la caída y posterior retirada del campeón olímpico Samuel Sánchez (Euskaltel) a poco más de 90 kilómetros para el final --un accidente que compromete sus opciones de defender el metal en los Juegos en los Juegos de Londres--, se le unió poco después el abandono de su compañero Gorka Verdugo.

Mientras, el ciclista sueco Fredrik Kessiakof (Astana) marchaba en solitario en la cabeza de carrera con poco más de un minuto de ventaja sobre un grupo de perseguidores formado por los franceses Tony Gallopin (RadioShack) y Thibaut Pinot (FDJ), que dejaron atrás a otros corredores, y con tres minutos y medio sobre un pelotón de favoritos en el que los 'grandes' se vigilaban unos a otros.

Kessiakof encaró en solitario la subida al último puerto de la jornada en el Col de La Croix, mientras que los dos ciclistas galos seguían su estela con un minuto de desventaja. Gallopin comenzó a sufrir en las primeras rampas e intentó no quedarse descolgado de su compatriota.

Por su parte, en el grupo del líder el equipo Lotto quería dejar sólo a Wiggins para probar su resistencia y comenzó a imprimir un ritmo fuerte que provocó que muchos favoritos cedieran terreno.

A poco más de 15 kilómetros para el final de la etapa, Thibaut Pinot alcanzó a Kessiakov, que no pudo seguir su rueda. En el pelotón, Van den Broeck (Lotto), Nibali y Evans atacaron en el descenso a La Croix con la intención de poner en aprietos a Wiggins. El ataque no pasó a mayores, pero la tensión seguía en el ambiente.

Al final, un ataque de Van den Broeck y Cadel Evans a pocos metros para el final fue neutralizado por un Wiggins que encontró bastantes más dificultades que en la etapa del sábado y cuyo equipo, el Sky, no dio las mismas muestras de solidez.

Este lunes, la contrarreloj de 41,5 kilómetros entre Arc-et-Senans y Besançon promete ofrecer un interesante duelo entre los favoritos que puede marcar grandes diferencias.