Piden que se "controle y limite" la entrada de visitas a los hospitales

Hospital de Salamanca

El Sindicato de Enfermería recuerda que una gran afluencia de visitantes a los centros hospitalarios puede suponer un mecanismo de transmisión de infecciones desde la calle al centro sanitario o viceversa. 

El Sindicato de Enfermería (Satse) ha solicitado a los distintos servicios de salud que emitan las instrucciones pertinentes a sus respectivas gerencias de hospitales de la comunidad autónoma para que se "controle y limite" la entrada de visitantes a estos centros. A su juicio, colocar unos carteles informativos "no resulta suficiente, ya que, en la mayoría de los casos, pasan desapercibidos".

 

"Una gran afluencia de visitantes a los centros hospitalarios puede suponer un mecanismo de transmisión de infecciones desde la calle al centro sanitario o viceversa. Además, el trasiego de personas dificulta la labor asistencial de los profesionales sanitarios, puede generar conflictos innecesarios y pone en riesgo la intimidad de los pacientes ingresados en los propios módulos de hospitalización o que son trasladados para la realización de alguna prueba a la vista de todo el mundo", aseguran en un comunicado.

 

El sindicato considera que estas medidas puedan no ser comprendidas en un primer momento por la ciudadanía, pero subraya que "resultan necesarias para garantizar la salud pública, y no solo en momentos excepcionales, sino que sería conveniente implantar un sistema de control de forma permanente que racionalice el derecho de los ciudadanos a visitar a sus familiares y conocidos, pero con responsabilidad y seguridad para pacientes y profesionales".

 

Satse hace un llamamiento al "uso racional de los recursos humanos y materiales existentes". De igual manera, reclama a las gerencias de los distintos hospitales que no "bajen la guardia" en la contención de esta crisis sanitaria, garantizando la seguridad y salud de los pacientes y profesionales sanitarios.

 

Por último, y ante la creciente aparición de casos de personas y profesionales sanitarios contagiados con el virus, la organización sindical insiste en la necesidad de "extremar la coordinación e información entre Gobierno y comunidades autónomas para garantizar una óptima atención sanitaria y salvaguardar la seguridad de pacientes y profesionales".