Perfumerías Avenida se pone como una moto en busca de la final

Gaby Ocete nunca pudo superar a Silvia Domínguez (Foto: Teresa Sánchez)
Ver album

Perfumerías Avenida no dejó lugar a la duda y pasó por encima de Mann Filter (78-55) para apuntarse el primer duelo de la semifinal.

 

FICHA DEL PARTIDO

 

78 PERFUMERÍAS AVENIDA (29+13+16+14): Leo Rodríguez (15), Silvia Domínguez (7), Alana Beard (15), Gabriela Marginean (6), Astou Ndour (14) -cinco inicial-, Ewelyna Kobryn (5), María Asurmendi (2), Kristine Vitola (6), Jacki Gemelos (8), Elena Pedrosa y Clara Hernández.

 

55 MANN FILTER (19+13+16+13): Gabi Ocete (8), Paola Ferrari (16), Jaklin Zlatanova (6), Dita Liepkalne (11), Luci Pascua (3) -cinco inicial-,Nogaye Lo (8), Ana Calvo (3), Carolina Esparcia (0).

 

ÁRBITROS: José Antonio Pagan Barro y Arnau Padrós Feliu. Eliminaron por faltas personales a Liepkalne. 

 

INCIDENCIAS: Primer partido de la semifinal por el título disputado en el pabellón de Würzburg

Perfumerías Avenida entró en la semifinal como una moto puesta a mil revoluciones. Controlando las dos zonas con una imperial Ndour, muy concentradas todas en defensa con múltiples ayudas atrás pero sobre todo una presión sobre Ocete nada más sacar de fondo con mucha atención a su primer pase para intentar el robo que bloqueó las ideas del equipo maño.

 

El intento de Mann de sorprender situando a su base encima de Silvia Domínguez para impedir que ni siquiera llegara a tocar el balón no funcionó, porque Avenida movía muy rápido la bola y afrontaba varias acciones seguidas de contraataque que le permitían irse 8-0 en apenas dos minutos. Ese fue el tiempo que tardó Lapeña en pedir su primer tiempo porque veía la que se venía encima y ante eso lo único que le solicitaba a sus jugadoras era tranquilidad.

 

Pero ni por esas. Los puntos seguían subiendo en el casillero de Avenida, que empezaba a rotar para mantener el nivel físico, y hasta que Ferrari, muy activa pero muy bien sujeta por Gaby y Alana Beard, no metió su primer triple daba la impresión de que el partido caminaba hacia una resolución rápida, 17-7.

 

Los tres puntos pudieron dar confianza al equipo maño pero se encontró con que Avenida seguía con un tremendo acierto reflejado en dos canastas de tres consecutivas de Leo Rodríguez y Kristine Vitola para poner el 26-9.

 

Desde el tiro libre Mann Filter pudo maquillar la situación un poco con cuatro lanzamientos consecutivos aprovechando que la intensidad de Avenida le había llevado al bonus y con 29-13 acabó el primer parcial.

 

Aunque el segundo cuarto comenzó con un triple de Leo Rodríguez que hizo venirse arriba a todo el pabellón coreando su nombre, el nivel de acierto bajó y aparecieron los errores con pérdidas que fueron como un bálsamo para el rival amarillo que con Lo en pista encontró por dentro una forma de hacer daño. Tras un 2+1 de la pívot española el marcador se situó en un 32-20 que obligaba a Ortega a poner las pilas a su equipo.

 

Vitola pivota ante la defensa de Lo (Foto: Teresa Sánchez)

 

Empezaba a aparecer ese Mann sin complejos así que hacía falta que alguien pusiera las cosas en su sitio o frenara ese atisbo de reacción. Ndour con una canasta y un robo serenó la situación. Volvió a acelerarse la moto, volvió a mandar por dentro la pívot española, entró un triple de Gemelos y así hasta el 43-22 a dos minutos del descanso, al que se llegó 22 arriba.

 

Muy poco tardó Perfumerías Avenida en dejar claro tras la reanudación que cualquier solución mecánica sobre la que hubiera trabajado su rival en el parón para intentar la reacción iba a quedar gripada a la primera de cambio. Seis puntos consecutivos sin dejar tirar a su rival para irse 30 puntos arriba después de otro triple de Leo Rodríguez ante la mano de Ferrari y como respuesta a una acción anterior en la que se la llevó por delante sin castigo. 

 

Pero en ese punto Avenida recibió una lección y es que tiene enfrente a un equipo con orgullo que le metió un parcial de 0-11, con tres triples de Lipkalne y una canasta de Ocete. La renta era suficiente pero quedaba claro que los partidos se pueden hacer largos y no hay que bajar el rendimiento. Tiempo muerto de Avenida y toque de atención para no dar aliento al rival, no tanto en el partido como pensando en el nuevo duelo del sábado. 

 

El quinteto inicial, con Leo y Astou, dos de las protagonistas del duelo a los lados 

 

La contienda estaba resuelta con diez minutos por disputarse, tiempo en el que había que ponerle el broche aunque lo cierto es que ambos equipos comenzaron más a pensar en su próximo duelo y de hecho Ortega sentó a ocho minutos del final a Ndour y Silvia Domínguez, dos de sus piezas evidentemente claves. 

 

Puntos de confianza para Beard, para Kobryn, Pedrosa y Hernández a la pista a dos minutos del final y el sábado, a por más. 

Noticias relacionadas