Perfumerías Avenida o cómo afrontar un partido caliente a 15 grados bajo cero

Este miércoles toca duelo en Ekaterimburgo. ¿Dará otra sorpresa Avenida?

Cuando Perfumerías Avenida inicie su partido ante Ekaterinburg, jueves 15.00 horas en España, en el exterior del Sport Hall se esperan quince grados bajo cero. Sin embargo dentro se notarán poco porque el equipo salmantino quiere un partido caliente para intentar repetir la machada y la escuadra rusa seguro que no ha olvidado que las azules son las únicas que este año las han doblegado. 

Perfumerías Avenida inicia la segunda vuelta de la fase de clasificación de la Euroliga en la 'pista imposible'. Ganar en Ekaterimburgo como visitante es algo que han conseguido contados equipos a los que se les 'congela' el juego allí no tanto por las temperaturas exteriores como por el casi incontenible potencial del equipo ruso. 

 

Solo un equipo ha conseguido ganar esta temporada a la escuadra que dirige Olaf Lange y fue Avenida en el primer partido europeo de este año. Desde entonces 18 victorias consecutivas en otros 18 encuentros -seis de Euroliga y 12 de Liga-, así que no es descabellado pensar que UMMC Ekaterinburg espera el partido con cierto ánimo de revancha.

 

Como dificultad añadida para Avenida, el hecho de jugar como visitante tras un viaje de esos que se pueden calificar 'inhumanos' y de encontrar un rival más rodado y, sobre todo, que ahora ya sí cuenta con todas sus piezas. Respecto a las que jugaron en el partido de Würzburg, el equipo naranja suma a jugadoras determinantes, de entre las más determinantes del mundo, como Diana Taurasi y Sancho Lyttle, además de Kristi Toliver. Sumen a esos nombres los de Torrens, Griner, Meesseman, Baric, Arteshina, Nolan... y así no es tan difícil rememorar el título de la película 'Misión imposible'. 

 

Frente a semejante potencial ofensivo, y cuando se ponen defensivo, Avenida necesitará una versión ultra en su faceta defensiva y que minimice errores no forzados.

 

Perfumerías Avenida llega al Sport Hall -pabellón que siempre estará unido a la historia del equipo salmantino porque allí ganó su Euroliga-, consciente de que no tiene nada que perder así que quizás es en la salida donde podrá jugar más suelto, sin esa presión que le persigue desde el primer día por conseguir sumar algún triunfo a domicilio. "Si nos tienen que ganar, que nos ganen pero no perdamos nosotros", ese es el mensaje que en un partido como este no deja de repetir como un mantra el técnico para que cale en sus jugadoras. 

 

Hablábamos antes de novedades en Ekaterinburg respecto al primer partido y también Avenida las tiene. Con Erika De Souza ha ganado en potencial interior para intentar pelear más el rebote a las gigantes de Eka, algo que Gil ya hizo con brillantez en Würzburg.

 

Además será un partido en el que seguramente Silvia Domínguez, en su vuelta a una pista que conoce bien, tendrá que disputar muchos minutos. Ellas como el resto del plantel están en perfecto orden de revista para jugar pese al cansancio lógico después de 16 horas de viaje con sustancial cambio de uso horario de por medio.