Perfumerías Avenida hinca la rodilla pero mirando de frente y guardándose un as importante
Cyl dots mini

Perfumerías Avenida hinca la rodilla pero mirando de frente y guardándose un as importante

Silvia Domínguez sube el balón en la Fuente San Luis (Foto: CB Avenida)

El equipo salmantino cae ante Valencia Basket, 85-84, en la prórroga aunque logra mantener el 'average'. Buen inicio, apagón entre segundo y tercer cuarto y, desde una zona, notable capacidad de reacción para remar hasta la orilla. 

Cualquier equipo soñaría con firmar la salida a un partido como la que tuvo Perfumerías Avenida, perfecto defensa, sin permitir ni un tiro cómodo a su rival, y en ataque, con un cien por cien de acierto en sus primeros cuatro ataques mostrando un repertorio de contraataque, finalización bajo aro y acierto desde 6,75 protagonizado por Bella Alarie que anotó los primeros nueve puntos de su equipo -después de irse al banquillo en la primera rotación desapareció en cuanto a producción-, para un 0-9 que obligaba a Rubén Burgos a solicitar su primer tiempo muerto con dos minutos y medio de juego disputados. 

 

No es que le sirviera de mucho en principio porque Avenida continuaba como un martillo pilón atacando aro rival y tras anotar Celeste Trahan la primera canasta de Valencia llegaba un triple de Samuelson y otro de Cazorla para un sorprendente 2-17 de salida. 

 

Las rotaciones le sentaron mejor a Valencia Basket que a Perfumerías Avenida porque el equipo valenciano pudo perder en calidad pero ganó en garra atrás y, sobre todo, forzando situaciones por dentro con Carrera y Gil más rápidas cara a aro y mejor que Hof y Milic en sus duelos, conseguían enlazar varios ataques positivos. Varios castigos de falta en acciones de tiro facilitaban también el viaje al tiro libre de Valencia que lo aprovechaba para ir recortando en el marcador para acabar el cuarto a tiro de ocho, 16-24.

 

Misma tónica en el inicio del segundo parcial con las dos pívots de Valencia, especialmente Gil, acaparando protagonismo aunque en el momento en que Roberto Íñiguez recomponía el quinteto con el que arrancó, Avenida conseguía frenar a su rival y volvía a situarse diez arriba, 24-34. Un triple de nuevo de la murciana convertida en el revulsivo absoluto de su equipo porque también frenaba a Lou Samuelson, y los problemas de faltas abocaban a un final de segundo cuarto en el que Valencia manejó mejor que Avenida la situación.

 

Los problemas de faltas llevaban a Karlie Samuelson -la tercera más que dudosa en un tapón-, al banquillo y también Hayes se cargaba. Las personales en uno y otro bando eran casi las mismas al descanso (ocho de Avenida por siete del rival) pero no los viajes al tiro libre (dos por diez).  Además con los errores en el tiro de las azulonas y las visitantes controlando mejor el rebore podían correr a campo abierto que es lo que le gusta al equipo de Burgos que venía como Romero ponía a las suyas por delante por delante por primera vez con el triple que cerró el primer tiempo, 37-36. 

 

Nuevo partido de veinte minutos con una salida más entonada de Valencia, cargando el juego sobre Celeste Trahan, que respondía al triple inicial de Lou Samuelson, y asumiendo con acierto tiros Queralt Casas. El punto más de agresividad cara a aro que necesitaba Avenida lo encontraba en Cazorla que aprovechaba para ir al aro sacando dos faltas consecutivas, aunque también a ella la cobraban la tercera que la enviaba al banquillo. 

 

Mucho más activadas ahora las taronjas, movilidad en defensa para forzar malas elecciones de Avenida, y con la escolta española en estado de gracia, se iban hasta el 53-44, tras robarle la cartera Gil a Samuelson en un rebote, que obligaba a Roberto Íñiguez a pedir tiempo muerto. Necesitaba soluciones que debían pasar por la defensa porque ahora casi en cada ataque producía Valencia, con un problema serio y es que el equipo, por faltas cometidas, parecía haberle perdido fe a ese trabajo atrás.

 

Además es que el talento cuando se siente cómodo se deja ver más y mentalmente las jugadoras de Valencia se liberaban al verse con una renta superior a los diez puntos y eran más las que se sumaban a la fiesta con puntos incluso sobre la bocina como la canasta de Anna Gómez para el 63-51 con el que acabó el tercer parcial. Los 26 puntos que encajaba Avenida en ese parcial son muestra evidente de que nada fue en la línea habitual en un equipo acostumbrado a llevar a los rivales a puntuación baja por cuarto. Y otro dato elocuente, tras el acierto inicial desde larga distancia -con tres de tres en triples-, se alcanzaba ese minuto 30 con un 5 de 18 revelador.

 

Probaba Avenida una zona 2-3 como alternativa defensiva en el inicio del último cuarto que inicialmente le iba bien y con un triple de Lou Samuelson, 65-57, bajaba de los diez de desventaja y obligaba a Burgos a parar el partido. Perfumerías Avenida iba recuperando sensaciones tras encontrar sitio atrás y con buena lucha bajo los aros la cuenta se iba reduciendo -aunque se fueran tiros libres importantes en esa resta-, para ponerse a cuatro a cinco del final, 69-65. Quedaba tiempo, aunque un triple de Casas aceleraba en exceso los dos siguientes ataques de Avenida y Valencia encontraba más puntos en los cortes al aro de cara de Carrera. 

 

Pero la fe de este Perfumerías Avenida es inquebrantable y apuró hasta el límite, primero con un triple de Hayes y después encontrando a Milic bajo aro en dos buenos movimientos de ataque para, sumado al trabajo atrás, poner el duelo empate a 78 a dos segundos del final con balón para Valencia y tiro de Gil que no entró para mandar el partido a la prórroga. 

 

Un tiempo extra jugado a todas las revoluciones que las piernas podían dar a esas alturas, con más errores que aciertos, sin control porque ambos iban a tumba abierta a por esa canasta que podía ser la definitiva. Una segunda opción tras rebote daba a Valencia tres de ventaja con menos de un minuto de juego y se equivocaba en la siguiente acción en ataque Avenida viéndose encerrada Silvia Domínguez bajo aro aunque la lucha favorecía al equipo salmantino y Milic anotaba para poner el 85-84. 

 

El árbitro se cobraba falta de ataque de Gil sobre Samuelson con quince segundos para jugar y Hayes se iba al aro sin acierto dejando el 85-84. Derrota pero del mal el menos, porque tenía un margen de dos puntos para mantener el 'average', que queda a favor de las salmantinas. 

 

FICHA DEL PARTIDO
VALENCIA BASKET (16+21+26+15+7): Cristina Ouviña (2), Rebeca Allen (0), Queralt Casas (18), Celeste Trahan (15), Marie Gulich (13) -cinco inicial-, Anna Gómez (7), Leticia Romero (7), L. Juskaite (0), Raquel Carrera (12), Laura Gil (11).
PERFUMERÍAS AVENIDA (24+12+15+27+6): Maite Cazorla (9), Tiffany Hayes (20), Karlie Samuelson (0), Katie Lou Samuelson (17), Bella Alarie (9) -cinco inicial-, Silvia Domínguez (3), Leonor Rodríguez (0), Andrea Vilaró (5), Emese Hof (8) y Nina Milic (13). 
ÁRBITROS: Mariano Martín Palomo, Guillermo Rios Marcos y Eduard Colomer Castello. 
INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la jornada 28 de la Liga Femenina Endesa disputado en el pabellón la Fuente de San Luis de Valencia.