Palabra de la Junta: las oposiciones de Secundaria serán "'espectaculares" en 2018

Foto: EUROPA PRESS

La Junta confirma que "para 2018 sacaremos una convocatoria espectacular. El próximo año toca a Secundaria". Eso ratifica la convocatoria de cerca de 1.600 plazas de Secundaria para el año 2018, al acumularse la oferta de este año y la que se apruebe para el que viene.

El consejero de Educación de la Junta de Castilla y León, Fernando Rey, ha confesado que hasta hace bien poco desconocían que el Gobierno iba a anunciar un decreto ley para aprobar las oposiciones de aquellas CC.AA que se "habían tirado a la piscina" realizando convocatorias sin conocer siquiera la tasa de reposición.

 

Tras criticar que "no es bueno jugar con las expectativas de los opositores ni marearlos", el titular de Educación en Castilla y León se ha mantenido en que este año no habrá convocatoria en la Comunidad pero se ha comprometido a acumular para 2018 las casi 800 plazas que iban a salir este año. "Para 2018 sacaremos una convocatoria espectacular. El próximo año toca a Secundaria", ha sentenciado. Eso confirma la convocatoria de cerca de 1.600 plazas de Secundaria para el año 2018, al acumularse la oferta de este año y la que se apruebe para el que viene.

 

 

El consejero. ha saludado el esfuerzo por alcanzar un Pacto Social y Político en el sector, motivo del debate en la materia celebrado entre los consejeros del ramo y los grupos parlamentarios en la Comisión de General de Comunidades Autónomas del Senado, y en este sentido ha abogado por que el acuerdo final busque un "equilibrio entre autonomía y homogeneidad", superando así mismo posturas "hemipléjicas, antiguas y limitadas".

 

Rey, durante su intervención en el encuentro presidido por el ministro, Íñigo Méndez de Vigo, ha insistido en la necesidad de buscar un punto de equilibrio "inteligente, dinámico y de futuro" entre posiciones que a veces, como así ha subrayado, son "antagónicas", y al respecto ha defendido ese sano equilibrio entre autonomía y homogeneidad, educación pública y concertada, calidad y equidad.

 

"Se trata de y y, no de o o", ha resumido gráficamente Rey, quien, en declaraciones recogidas por Europa Press, se ha mostrado convencido de que el pacto saldrá adelante echando mano de "mucha y fina inteligencia" y mediante una ley que respete las peculiaridades de cada comunidad autónoma y al mismo tiempo logre una homogeneidad, y todo ello en pro de la "escuela del futuro".

 

"Nosotros, con la misma ley del Estado hemos tenido unos magníficos resultados", ha recordado en referencia a los estudios PISA en los que Castilla y León, en el supuesto de que fuera un Estado, se vería tan sólo superada por otros seis en todo el mundo y se sitúa también a la cabeza en datos de equidad, "lo que demuestra que la misma ley permite una gestión exitosa o menos exitosa, de ahí la necesidad de esa cierta homogeneidad para que los escolares de una comunidad no reciban menos educación que los de otras.

 

En su alocución, Rey también ha abogado por compensar económicamente los esfuerzos por mantener la educación en un territorio eminentemente rural y disperso como Castilla y León, ya que "el coste por alumno supone un 40 por ciento más", si bien el consejero también ha subrayado que dicha circunstancia "puede convertirse en una oportunidad para prestar un servicio de calidad, garantizar la igualdad de oportunidades y no cerrar las puertas a nadie".

 

En este sentido, se ha alineado con la postura de su homólogo de Castilla-La Mancha, Ángel Felpeto, quien ha recalcado la necesidad de mejorar la financiación de las comunidades, entre otras cosas, con otro reparto de los fondos de compensación interterritorial. "Por su puesto, estamos en conversaciones en ese sentido y con otras comunidades como Aragón y Galicia, dentro de eso que se llama la España vacía, lo que supondrá un sobrecoste y un sobreesfuerzo de logística", ha añadido Rey.