Pablos y Vegas se disputan el favor de las bases del PSOE y el liderazgo del partido
Cyl dots mini

Pablos y Vegas se disputan el favor de las bases del PSOE y el liderazgo del partido

Las primarias deciden por primera vez quién será el nuevo líder del PSOE salmantino: tercer mandato de Pablos o estreno de Vegas.

Los militantes del PSOE están este domingo llamados a una elección determinante, la del secretario provincial en Salamanca, en una disputa inédita entre dos candidatos. Fernando Pablos y Fernando Vegas se enfrentan por el favor de la militancia y el liderazgo del partido tras un proceso largo que completa los muchos meses que lleva el socialismo renovando estructuras. Ya lo hizo a nivel federal con el regreso de Pedro Sánchez y en Castilla y León con la reválida de Luis Tudanca, y ahora toca en las provincias, y Salamanca será una de las últimas.

 

El proceso arrancó hace semanas con sorpresa por el número de alternativas. Hasta cuatro personas se postularon como candidatos, aunque al final sólo Pablos y Vegas lograron los avales necesarios; en el camino quedaron Alegría Alonso y Carmen García. Tras la campaña, los más de 900 afiliados de toda la provincia están llamados a votar hoy en las diferentes sedes. La principal es la de la capital, que agrupa a más de la mitad de los votantes. Las votaciones terminan aquí a las ocho de la tarde y a partir de las 9-10 de la noche se podría saber el resultado.

 

Las alternativas son dos. Por un lado, Fernando Pablos, que se presenta para el que sería su último mandato porque ya lleva dos y el límite estatutario es de tres. Lleva en política desde los '90 del siglo pasado, ha sido concejal y procurador y suma ocho años en el cargo. El actual secretario provincial reconoce que en verano pensó seriamente su continuidad: tenía prácticamente decidido no presentarse y dejar paso a un nuevo líder, casi seguro, de la corriente sanchista. No obstante, algo no salió como esperaba y decidió volver a presentar su candidatura por última vez.

 

En frente tendrá a Fernando Vegas, con un dilatado pasado político también. Ha sido concejal en Ciudad Rodrigo y ha ocupado diversas responsabilidades internas. Fue una de las sorpresas de la última candidatura al Ayuntamiento de Salamanca, donde es concejal a sueldo del consistorio con media dedicación exclusiva. Vegase se ha presentado como representante del 'sanchismo', los que apoyaron a Pedro Sánchez para regresar al PSOE, y manifiesta que quiere que esa lógica se traslade a Salamanca. Sin embargo, también se presentó como opción 'sanchista' Alegría Alonso, portavoz del grupo de apoyo surgido en su día al secretario general.

 

La primera batalla, la de los avales, la ganó Pablos con más de 300 por los poco más de 200 de Vegas. Este acto no tiene una gran trascendencia, avales no son votos dicen los dos candidatos, pero también introduce una variable. Hay que contar con el centenar de avales cosechados por Alonso y García. Y con que un tercio de los afiliados no se ha pronunciado. Suficiente para volcar el resultado hacia cualquier lado.

 

El resultado puede aparejar importantes cambios. Pablos tiene previsto hacer cambios en su ejecutiva, de la que saldrá José Luis Mateos para centrarse en el grupo municipal e ir preparando las ya cercanas elecciones de 2019. En el caso de la victoria de Vegas, también habrá cambios. El actual portavoz municipal ya anunció en julio que, en caso de que Pablos no siga, él tampoco lo hará en la ejecutiva, y que lo lógico es que tampoco lo haga como portavoz municipal: Vegas es también concejal, su único cargo institucional, y ejercer la portavocía sería su tarea.

Noticias relacionadas