Otra factura de 5.000 euros en cámaras en un lote de pagos atrasados de medio millón de euros

Una de las cámaras de control de tráfico en las calles peatonales.

El pago de facturas atrasadas afecta, entre otras, a encargos con la misma empresa que puso las cámaras de control de matrículas.

El equipo de Gobierno ha presentado este 9 de noviembre de 2018 facturas pendientes de pago por casi medio millón de euros de gastos pendientes de 2016 y 2017, muchas de ellas con reparos, es decir, con informes en contra de la intervención municipal. El gasto lo ha aprobado en solitario el PP porque el resto de grupos se han abstenido (PSOE y Cs) o se han opuesto (Ganemos).

 

El portavoz del PP ha defendido que se trata de pagar con cargo al presupuesto de 2018 obligaciones de otros ejercicios que no se hubiera pagado a tiempo, y que eso es legal. De este modo, ha reconocido que eso es algo que el Ayuntamiento de Salamanca hace,  igual que otras administraciones, ha defendido.

 

Entre las facturas, una de 5.500 euros para instalar cámaras de videovigilancia solicitada por la Fiscalía de Menores y que se encargó a una 'vieja conocida' del Ayuntamiento de Salamanca, Amtel, la misma empresa que instaló en su día las cámaras de control de matrículas. Empresa sobre la que la intervención del consistorio advirtió en un informe, como ha desvelado el concejal Gabriel de la Mora, que esta empresa se beneficia del fraccionamiento en varias partes de lo que podría ser un contrato único, como es la instalación de diversas cámaras de viedovigilancia. En total esa empresa ha desgranado más de 235.000 euros en facturas al consistorio en los últimos años.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: