“No es malo endeudarse, lo peor es no pagar y aquí eso no sucede”

Críticas a la restricción del crédito. El alcalde defiende las inversiones en la ciudad a pesar del Ejecutivo. Rebaja salarial. Lanzarote asumirá el recorte de su sueldo, que asciende a 72.000 euros brutos anuales
A. R. L.

El alcalde, Julián Lanzarote, recordó ayer que el sueldo del regidor de la capital “es una peseta o, ahora, un euro más que la nómina del secretario general del Consistorio”, como estableció en 1991 Jesús Málaga, uno de los antecesores en el cargo, “así es que la suerte de los emolumentos está ligada a él, por eso procuro mimarlo”, bromeaba para culminar una respuesta provocada por una pregunta relacionada con la reducción del sueldo de hasta el 15% desde junio prevista por la Federación Española de Municipios y Provincias para alcaldes, diputados, senadores y presidentes de Diputaciones.

En este sentido, cabe señalar que Julián Lanzarote cobra 72.000 euros brutos anuales, según los datos oficiales aportados desde el Ayuntamiento referidos al año 2009, y no 88.000 como publicó ayer este periódico haciéndose eco de un ranking de sueldos de alcaldes publicado por el diario económico Expansión.

Por otro lado, y dentro de una batería de preguntas sobre diversos temas de la actualidad, Lanzarote quitó hierro al resultado de una estadística del Ministerio de Economía que sitúa al Ayuntamiento de Salamanca en el puesto 18 de la lista de municipios más endeudados del país. “No es malo endeudarse, lo peor es no poder pagar a final de mes, algo que aquí no ocurre”, recalcó, para dejar un matiz: “la Miss Mundo no es la más guapa”.

Sobre la restricción del crédito para las Corporaciones locales en el próximo ejercicio, Julián Lanzarote recordó la realización de obras aprobadas por el Gobierno central mediante el Plan E, “porque se realizó una cantidad de actuaciones con un atragantamiento que es cuando se te cruza el hornazo el Lunes de Aguas y tienes que tomarte un poco de vino o cerveza para que pase”. La serie de obras aprobadas por el Ejecutivo central en dos fases supuso “un endeudamiento del Estado, porque han sido 13.000 millones de deuda pública”.

También subrayó el alcalde que todas las fundaciones están sometidas al Protectorado de Fundaciones de Castilla y León, “con el examen de las auditorías”, en alusión a las irregularidades denunciadas por el PSOE (“estafa”) en alusión a la construcción del edificio de la Fundación Fidalgo, motivo por el que el partido de la oposición ha demandado examen riguroso de las cuentas.

En relación a su candidatura a las próximas elecciones municipales, en el último fin de semana de mayo del próximo año, Julián Lanzarote insistió en que “soy muy disciplinado, y como me han dicho que ahora no toca, pues cumplo, así es que cuando empiecen las hojas a caer, en septiembre u octubre, ya comentaré algo”.