Museo de la Moto Histórica en Santa Marta: un recorrido por la historia sobre dos ruedas
Cyl dots mini

Museo de la Moto Histórica en Santa Marta: un recorrido por la historia sobre dos ruedas

Museo de la Moto Histórica de Santa Marta (Fotos: I. A.)
Ver album

Ubicado en la calle Juan Padilla, alberga en su interior alrededor de medio centenar de motos desde los años 20 del pasado siglo hasta los 2000.

Es un museo único en España y una cita obligada para los amantes de las dos ruedas. El Museo de la Moto Histórica de Santa Marta es punto de encuentro para los moteros y los aficionados al motor gracias a las más de medio centenar de motos que alberga en su interior.

 

La idea de este museo surgió en 2017 y apenas un año después ya era una realidad. "Yo empecé a hacer una colección sin darme cuenta, porque a mí me gustan mucho las motos y empecé a comprarlas. Llegó un momento en el que las tenía en un local amontonadas y cuando no las puedes ni limpiar ni moverlas empiezas a dejar de disfrutar. Ahí me planteé exponerlas en un sitio más grande y le propuse al Ayuntamiento la idea de hacer el museo y rápidamente mostró una disposición excelente para afrontar el proyecto", ha asegurado el propietario de la colección de motos, Alfonso Serrano.

 

Hoy en día Santa Marta puede presumir de contar con un museo singular que ocupa una superficie de alrededor de 600 metros cuadrados en un antiguo gimnasio reconvertido por el Ayuntamiento en museo y que alberga en su interior un total de 52 motos de todas las marcas y de diferentes épocas y circunstancias históricas. Todas ellas, a excepción de seis, son propiedad de Alfonso Serrano. "Tengo otras 40 más", sin embargo, no se plantea aumentar las motos que se pueden visitar en el museo, ya que "no me gusta que estén amontanadas una junto a otra, me gustan que se puedan ver y disfrutar por los cuatro costados", explica el propietario.

 

El objetivo de este museo es contar una historia a través de las motos. De hecho, la más antigua es de 1927, "una rareza que en España no se ven porque en esos tiempos no se importaban motos y tampoco se fabricaban aquí", mientras que la más moderna es del 2000. Sidecars, motos del ejército, de la Segunda Guerra mundial, de marcas españolas, japonesas, italianas o inglesas. Ejemplares únicos que conforman un espacio cultural con entrada gratuita en pleno corazón de Santa Marta y que sirve para completar la oferta cultural y museística impulsada por el Ayuntamiento de la localidad.

 

Este museo permite conocer la evolución de la mecánica y de la progresión industrial vivida a lo largo de los años del pasado siglo. Todo ello a través de las motos, de su diseño, de su utilidad y de sus piezas y componentes.

 

El museo se completa con la exposición de piezas, de maniquís con ropa motera y de una colección de cuadros que sirven para crear el ambiente del museo elaborados a mano por un artista salmantino y que ha adquirido el Consistorio santamartino.

 

Durante sus dos primeros años de vida pasaron por el museo unas 10.000 personas pero la crisis sanitaria y las medidas restrictivas han frenado en seco el número de visitantes del museo. Ahora, cuando Castilla y León sigue cerrada perimetralmente y la movilidad está restringida es un buen momento para conocer esos pequeños tesoros que se encuentran a un paso de casa. El museo se encuentra en la calle Juan Padilla de Santa Marta y es, sin duda, una visita obligada para los amantes del mundo del motor.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: