Muere la condesa de Montarco, a la que unía una relación muy estrecha con Ciudad Rodrigo

Charo Palacios y su familia pasaban largas temporadas en Ciudad Rodrigo en el palacio de Montarco, de su propiedad, ahora habilitado para bodas. Ha fallecido a los 79 años.

Charo Palacios, Condesa de Montarco, ha fallecido este 25 de noviembre en su domicilio madrileño. La madre de Alejandra Rojas ya se encontraba enferma desde hacía algunos años, concretamente desde que tuvo una caída en su casa a finales del año 2002, exactamente el 30 de diciembre.

 

La condesa de Montarco ha estado desde siempre muy vinculada a la localidad salmantina de Ciudad Rodrigo, municipio en el que pasaba largas temporadas junto a su familia en el palacio de Montarco de Miróbrigo, en el que sus antepasados también residieron. Ahora, en la actualidad, esta palacio se ha habilitado para la celebración de bodas.

 

Al parecer la Condesa de Montarco regresaba a su domicilio después de haber disfrutado de una cena entre amigos para celebrar su 63 cumpleaños, que tuvo lugar el día 29 de ese mismo mes. Tras la celebración, sus más íntimos fueron los encargados de llevarla hasta las inmediaciones de su residencia, minutos antes de que ocurriera el fatídico hecho.

 

Aunque en ese momento, se desconocieran los detalles del aparatoso accidente, al parecer la musa del diseñador Elio Berhanyer tropezó y sufrió un fuerte golpe en la cabeza. Su esposo, Eduardo de Rojas, extrañado por su tardanza, salió a buscarla y se la encontró en el suelo del jardín inconsciente, por lo que llamó de inmediato a los servicios de urgencias que acudieron en breves momentos a socorrerla.

 

 Mujer activa, que trabajó como relaciones públicas de la firma de moda Elio Berhanyer, además de ser modelo de este prestigioso diseñador en la década de los sesenta, ya que fue considerada como una de las mujeres más elegantes del país. Después de esta desafortunada y trágica caída, se recuperó favorablemente hasta esta misma madrugada en la que Charo ha dicho adiós.