Mateos quiere que la enseñanza del español en Salamanca sea un referente de la marca España en el mundo
Cyl dots mini

Mateos quiere que la enseñanza del español en Salamanca sea un referente de la marca España en el mundo

José Luis Mateos, candidato a alcalde del PSOE, y Marian Recio.

El candidato del PSOE presenta un plan para reforzar la enseñanza de español como sector económico: quiere mejorar su difusión, reforzar a las academias y extender la marca a las residencias.

El candidato del PSOE a la alcaldía de Salamanca, José Luis Mateos, ha desgranado este jueves sus propuestas para un sector vital de la actividad económica de la ciudad: el de la enseñanza del español. Miles de alumnos acuden a la ciudad cada año para aprender el idioma, cada vez más demandado en el mundo, ya sea en la universidad o en academias. En total, dejan en la ciudad 42 millones de euros anuales, con lo que es un sector económico de relevancia en sí mismo. Pero además, es una de las mayores fuentes de imagen de Salamanca en el mundo.

 

En este sentido, Mateos tiene un plan completo para reforzar tanto el sector como la imagen de Salamanca como ciudad del español. El programa contempla profesionalizar la enseñanza del español y extender la acreditación oficial a todas sus academias, pero también se quiere reforzar la marca ‘Salamanca, ciudad del español’ como motor de generación de empleo y oportunidades.

 

Para ello, Mateos plantea conseguir que sea un referente de la marca España en el mundo. Para ello, propone apoyar y coordinar las misiones del ICEX y Turespaña, de manera que visiten de forma periódica Salamanca y las empresas del sector implantadas en la ciudad. También la celebración de una feria del español que reúna en Salamanca a agencias especializadas en el sector de otros países, periodistas y profesores, promocionando la ciudad y las enseñanzas. Y dedicar recursos a la promoción como Ciudad del Español en destino, visitando diferentes países de Europa, Estados Unidos y China.

 

Además de la promoción, Mateos plantea seguir profesionalizando todo el sector, desde las academias, promoviendo que las que no lo tengan logren la acreditación del Instituto Cervantes, agilizando la gestión de licencias de nuevos negocios vinculados al sector o mejorando la atención a alumnos en la red de residencias que se está creando con el impulso de la enseñanza del idioma.

 

Por último, propone crear señales turísticas por el Casco Antiguo en distintos idiomas y con simbología universal. Y crear una zona adecuada para la recepción de estudiantes, algo en lo que tendría un papel decisivo el Ayuntamiento de Salamanca.