Maskin desconfía de la política de recortes para superar la crisis

Aboga por mayor gasto y reducción de tipos de interés para crear empleo y productividad.De no ser así, se muestra pesimista. Dice que “con la política actual no hay mucho espacio para el optimismo”
El Premio Nobel de Economía en 2007, Eric S. Maskin, ha lamentado este jueves en Salamanca los recortes promovidos por los gobiernos europeos para hacer frente a la situación económica actual.

Esta línea es “contraproducente” y “va en contra de la recuperación económica”, ya que supone una disminución de la producción, más paro y menos recaudación de impuestos, según su opinión.

Ha dicho que “con la política actual no hay mucho espacio para el optimismo” y que es partidario de aumentar la producción y el número de empleos con decisiones distintas a las tomadas. Una de la que defiende es promover “la relajación monetaria” con bajadas de los tipos de interés en contra de las subidas que otros defienden en el contexto internacional.

En cuanto a la situación de Grecia, ha lamentado que “se haya escapado de las manos”. Su situación es “complicada” porque el país heleno tendrá dificultades de pagar los préstamos y la posible solución pasa por una condonación de deuda que puede suponer “pérdidas” a otras entidades exteriores, ha dicho.

Para evitar nuevos casos de este tipo, ha indicado que Europa debería plantearse una “autoridad fiscal” que evite casos como la manipulación de cuentas en Grecia y que se sume a los actuales mecanismos del control de la eurozona.

Asimismo, se ha referido al control que ejercen las agencias económicas, sobre ellas ha apuntado que “si gobiernan el mundo es porque los políticos les han otorgado ese poder” y que a esa situación los responsables políticos tienen que “plantarle cara”.

Finalmente, respecto al inicio del movimiento ciudadano ` Occupy Wall Street´, ha reconocido que entiende “perfectamente” que los estadounidenses salgan a la calle para protestar pero que sus acciones no se están dirigiendo al lugar adecuado, que, según él, “no es Wall Street, sino la gente que lo dirige y que no está allí”.

Eric S. Maskin está en Salamanca, donde participa en el Social Science Festival junto con otros premios Nobel y unos 60 expertos en economía. Esta actividad se desarrolla hasta el 9 de octubre.