Más de 400.000 pensionistas de Castilla y León no podrían acogerse a la deducción del IRPF de Montoro

Mayores en el parque de La Alamedilla.

Un 62% de los pensionistas de la Comunidad no llega al mínimo para hacer la declaración de la renta, 12.000 euros, única forma de acogerse a las deducciones.

Los Técnicos del Ministerio de Hacienda (Gestha) estiman que más del 63% de los jubilados españoles están exentos del pago de IRPF, al cobrar pensiones inferiores a los 12.000 euros anuales, después de que el ministro Montoro se haya vuelto a comprometer públicamente a incluir en los Presupuestos Generales de 2018 una deducción en este impuesto para las personas de “edad muy avanzada”. El ministro de Hacienda ya hizo un anuncio similar en octubre pasado, pero la realidad es que miles de jubilados ya perciben rentas por debajo del umbral obligatorio para hacer la declaración de la renta.

 

Según los datos de los inspectores, más de 6 millones de pensionistas españoles tienen como principal ingreso unas pagas por debajo de los 12.000 euros anuales. En el caso de Castilla y León, se estima que son 413.000, el 62% de los pensionistas con pensiones vigentes. Los pensionistas de Extremadura, Castilla La Mancha y Canarias serían los menos beneficiados por esta medida, frente a los de las provincias de Madrid, Barcelona, Zaragoza, que serían a quienes más beneficiaría.

 

Así, los técnicos resaltan el alcance limitado de esta medida, todavía en el aire y sin concretar, que beneficiaría a un tercio de los pensionistas con mayores ingresos. De esta manera, el Gobierno podría impulsarla para sumar apoyos en aras de aprobar las cuentas públicas y calmar los ánimos tras las masivas protestas que están teniendo lugar en toda España para defender la suficiencia del sistema público de pensiones.

Noticias relacionadas

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: