Actualizado 08:40 CET Versión escritorio
Salamanca

Mañueco se revuelve contra Cospedal por recurrir a la Abogacía del Estado por la recalificación de un solar

MUNICIPAL

El alcalde dice que "tampoco le gusta lo que hacen algunos miembros de Defensa" como respuesta a la decisión tomada por la exministra de encargar a la Abogacía del Estado ir contra una decisión suya.

Publicado el 03.10.2018

"A mí tampoco me gusta lo que hacen algunos miembros del Ministerio de Defensa y no lo digo, o lo que han hecho". Esto es lo único que ha dicho el alcalde de Salamanca sobre la decisión que tomó en su día la ya exministra de Defensa, María Dolores de Cospedal, de recurrir a la Abogacía del Estado para oponerse a la decisión del alcalde de recalificar 'por las bravas' un solar propiedad del ministerio. Una decisión, la de encargar a los servicios jurídicos estatales la defensa de los intereses generales, que ha desvelado TRIBUNA esta semana y que no ha sentado nada bien a Fernández Mañueco.

 

La frase ha llegado al final de una rueda de prensa de presentación de otro proyecto. El alcalde la ha pronunciado con gesto serio, dejando entrever el malestar por lo que no es otra cosa que la defensa de los intereses públicos. El Ayuntamiento recalifica un solar de un propietario, lo pasa de edificable para viviendas a dotacional, un cambio que supone una importante pérdida de valor, y ese propietario se opone. Por circunstancias, ese propietario es el Ministerio de Defensa que ejerce su derecho a proteger sus intereses para evitar un daño al patrimionio público.

 

Seguramente, lo que ocurre es que el alcalde de Salamanca no contaba con que una dirigente de su cuerda iba a ser quien se opusiera a la denominada 'solución Mañueco', el cambio del PGOU que incluye esta recalificación y con el que se pretende resolver el embrollo urbanístico causado por los diferentes gobiernos municipales en el sector 37, en el que se asienta el edificio de El Corte Inglés. Embrollo al que el actual alcalde ha colaborado con esta 'solución' que ha acabado sobre la mesa de la Abogacía del Estado, y que le puede costar mucho dinero a los contribuyentes salmantinos.

 

Durante meses, Defensa y Ayuntamiento negociaron a espaldas de los grupos municipales, esperando que la proximidad entre Cospedal y Mañueco propiciaria un acuerdo. Pero no lo hubo, y el alcalde se desmarcó con la idea de recalificar el solar para equilibrar los metros de edificabilidad concedidos de más al edificio de los grandes almacenes. La protesta de Defensa, que se siente engañada en el convenio que se firmó hace 15 años, no se hizo esperar y llegó cuando menos se esperaba, con una 'baronesa' del PP al frente. Porque la decisión se tomó el 6 de abril, todavía con Mariano Rajoy en el Gobierno: una vez en manos de los servicios jurídicos del Estado, no hay vuelta atrás posible. No hay forma de culpar al nuevo Gobierno de otro signo.

 

De entrada, Defensa ha pedido una indemnización de 14,4 millones de euros por la pérdida de valor de su solar, que llega por la decisión unilateral del alcalde de recalificar un solar de propiedad estatal. Y los servicios jurídicos del Estado han confirmado a TRIBUNA que pueden ir más allá y reclamar los bienes que aportaron al convenio que propició la ocupación de los terrenos del antiguo cuartel. Un conflicto con un convulso transfondo político entre una de las voces más autorizadas del PP, todavía fuerte en la ejecutiva de Casado, y el político salmantino que se pasó al otro bando.

Noticias relacionadas

COMENTARComentarios