Los presupuestos dan vía libre a la rebaja selectiva del billete de tren Salamanca-Madrid
Tribuna mini Saltar publicidad
Asanz 600x800 file
Cyl dots mini

Los presupuestos dan vía libre a la rebaja selectiva del billete de tren Salamanca-Madrid

(Foto: C. A. H.)

El Gobierno aprueba una subvención de más de mil millones de euros para sufragar las líneas férreas de obligado servicio público: entre las nuevas, la del Alvia Salamanca-Madrid.

Renfe recibirá este año una dotación de 1.009 millones de euros para costear la explotación de trenes de Cercanías y Media Distancia (regionales), aquellos que tienen consideración de servicio público y que gestiona por encomienda del Estado, según consta en el proyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2018. La subvención que Renfe recibirá en 2018 es sustancialmente mayor al del pasado año como consecuencia de los cambios registrados en el régimen de cánones ferroviarios y del aumento del número de trenes considerados como servicio público.

 

Entre ellos está el Alvia Salamanca-Madrid que pasará a tener esa consideración. Una vez aprobados los presupuestos, se podrá habilitar la partida con la subvención que Renfe recibe por prestar ese servicio en condiciones de servicio público y dar paso a la implantación de los nuevos billetes. No obstante, eso no va a significar una baja sustancial del precio para los usuarios de este tren.

 

La rebaja, anunciada a bombo y platillo por Fomento y los responsables del PP en Salamanca, es dudosa y muy selectiva. El ministro Íñigo de la Serna prometió, en concreto, un billete entre 14 y 18 euros por trayecto, pero los nuevos precios tienen mucha 'letra pequeña'. En su día, el ministro se refirió a una rebaja general de las tarifas de hasta el 65% en el servicio ordinario: los billetes se podrían conseguir a partir de 14,15 euros. La realidad es muy diferente.

 

Sin embargo, según Renfe la rebaja no afectará a los billetes en general, sino a un tipo concreto de bonos de viajes pensados para los denominados "viajeros recurrentes". Ese concepto se refiere a los viajeros que compren el Abono Tarjeta Plus. La principal conclusión es que el billete bajará sólo para algunos usuarios. En concreto, pagarán menos los que compren un abono de diez viajes y lo consuman en menos de 45 días. Es decir, sólo los grandes viajeros, que usen con mucha frecuencia el servicio y consuman el abono en poco tiempo. 

 

 

Trenes servicio público

 

El Gobierno aprobó a finales del pasado año la nueva relación de trenes de Media Distancia y Cercanías que conforman el servicio ferroviario público y, por lo tanto, están subvencionados. El nuevo listado arrojó un incremento de servicios respecto al anterior. Estos servicios ferroviarios tienen consideración de servicio público porque no son rentables económicamente, pero sí socialmente, dado que garantizan la vertebración del país, la movilidad de los ciudadanos y la conexión de determinados territorios. Además son los que más viajeros transportan, unos 322 millones de viajeros anuales. La subvención a estos trenes copará así casi la mitad de los 2.109 millones de euros que los Presupuestos de 2018 destinan para subvenciones al transporte.