Los investigadores, olvidados: la plantilla del CSIC se reduce un 14% y la inversión en el Parque Científico de Salamanca, testimonial

Los recortes en algo tan importante como la investigación científica han dejado al CSIC con 164 investigadores por los 190 de 2011 y al Parque de la Universidad con una subvención de poco más de 200.000 euros, a la cola del territorio nacional.

 

 

¿QUÉ ES EL CSIC?

 

El CSIC desempeña un papel central en la política científica y tecnológica, ya que abarca desde la investigación básica a la transferencia del conocimiento al sector productivo.

 

El motor de la investigación lo forman sus centros e institutos, distribuidos por todas las comunidades autónomas, y sus más de 15.000 trabajadores, de los cuales más de 3.000 son investigadores en plantilla y otros tantos doctores y científicos en formación.

 

El CSIC cuenta con el 6 por ciento del personal dedicado a la Investigación y el Desarrollo en España, que genera aproximadamente el 20 por ciento de la producción científica nacional. Además, gestiona un conjunto de importantes infraestructuras, la red más completa y extensa de bibliotecas especializadas y cuenta con unidades mixtas de investigación, informa en su propia página web este organismo. 

Salamanca vive una continua 'fuga de cerebros' por su escasa capacidad laboral y su nula llamada la mercado laboral; eso sí, se dedica a una formación para que esos conocimientos se lleven a cabo en otras provincias o capitales españoles o de cualquier otra parte del mundo.

 

Pero esta teoría se afianza aún más si se toma como referencia el mundo de la investigación científica relativa al cáncer, los recursos naturales, los biológicos... y a cualquier estructura que tenga que ver con este mundo tan necesario como imprescindible en la sociedad actual.

 

Los números no engañan y así lo ponen de manifiesto los datos publicados por el propio Gobierno, en relación a la evolución del número de trabajadores del Centro Superior de Investigaciones Científicas (CSIC). Estos destacan que la plantilla ha disminuido un 14% entre el 30 de noviembre de 2011 y el 26 de marzo de 2014, pasando de 190 a 164 investigadores.

 

Se da la circusntancia de que la rama de la ciencia que se ha visto más golpeada por los recortes es la relativa a la lucha contra el cáncer (Instituto de Biología Molecular y Celular del Cáncer de Salamanca), que cuenta en la actualidad con 41 trabajadores, por los 58 con los que contaba en el año 2011.

 

Le sigue en este apartado el Instituto de Recursos Naturales y Agrobiología de Salamanca, que ha perdido 13 trabajadores pasando de los 73 de 2011 a los 66 actuales. El menos perjudicado es el Instituto de Biología Funcional y Genómica que se ha quedado con dos trabajadores menos (de 59 a 57).

 

No en vano, Salamanca ocupa un lugar intermedio en el conjunto de España al contar con 164 investigadores del CSIC, liderando además este apartado en el ámbito regional ya que León y Valladolid cuentan con 42 y 37 científicos respectivamente.

 

Córdoba (179), Granada (622), Sevilla (857), Zaragoza (437), Barcelona (1.504), Pontevedra (230), Madrid (5.003) o Valencia (617) son solo algunas de las capitales que se ubican por encima de Salamanca en el apartado de investigadores del CSIC.

 

EL PARQUE CIENTÍFICO, CASI OLVIDADO

 

Por otro lado, en lo que se refiere a las inversiones del Ejecutivo en el Parque Científico de la Universidad de Salamanca, éstas no dejan mucho lugar al optimismo ya que se encuentran entre las más bajas del conjunto de España.

 

No en vano, el Gobierno considera a estos Parques Científicos como una pieza "fundamental para el sistema de I+D+i, como agente articulador de los sistemas regionales en los contextos nacional, europeo e internacional", destaca el propio Gobierno en el Boletín de las Cortes Generales.

 

No en vano, reconoce que las convocatorias y concesión de préstamos, cuyo reembolso tienen que efectuar, incrementó el nivel de deuda de algunos Parques, desembocando en una situación casi agónica para muchos de ellos, y más teniendo en cuenta que algunos aún no cuentan con el 100% de ocupación. Es por ello que se publicó la convocatoria 'Equipa', en proceso de tramitación, con ayudas desde el año 2011 hasta la fecha.

 

En esta partida, el Parque Científico de Salamanca cuenta con 203.912 euros, de las cantidades más bajas de España, solo superando a un Parque Tecnológico de Granada, de Jaén, Cádiz o Valencia, dejando a un lado algo tan importante como es la ciencia en Salamanca.

 

A estos más de 200.000 euros hay que sumarles los 82.500 para el ADE Parques Tecnológicos y Empresariales de Castilla y León.

 

Con las cifras en la mano y como los números no engañan, el futuro de los investigadores en Salamanca se tiñe de un color negro que se oscurece con el paso del tiempo. Pese a todo, la labor de los investigadores ha llevado a conseguir, por ejemplo, grandes avances en la lucha contra el cáncer, entre otros muchos logros para el futuro pese a las zancadillas de la Administración.