Los impuestos en Salamanca: qué sube, qué baja y qué se 'congela' para 2018

El Ayuntamiento de Salamanca sube algunas tasas y tarifas para el 2018. Agua, zona azul, mercados, piscina del Helmántico... estos son los precios que se van a encarecer el año que viene. El consistorio no toca su hucha: los 65 millones de los cinco grandes impuestos.

El PP ha conseguido que las ordenanzas fiscales, el documento que marca los impuestos y tarifas que pagarán los salmantinos el año que viene, pasara su primer trámite con la necesaria colaboración de Ciudadanos, que con su abstención ha permitido que con sólo los votos de los populares haya bastado. Las ordenanzas llegan con una subida de un buen número de tarifas y precios, que desmienten la "congelación generalizada", la versión oficial del equipo de Gobierno.

 

Pero con la subida de precios como la zona azul, el agua, la piscina del Helmántico y otros, no se puede hablar de congelación... porque además no baja ningún impuesto y algunos se mantienen en máximos como el IBI y el de circulacíon. Y menos cuando se actualiza el IPC de los dos últimos años, un 0,9% de alza, cuando durante los años en los que fue negativo no se procedió a una actualización que hubiera favorecido a los ciudadanos con una bajada de precios: ahora, Mañueco sí ha aprovechado el primer IPC al alza de la legislatura. El equipo de Gobierno ni siquiera ha ofrecido un dato sobre lo que esta subida le va a reportar en aumento de recaudación. Esta es la situación pero, ¿qué precios suben? ¿baja alguno? ¿cuáles se quedan como están?

 

 

SUBEN

 

Servicio de grúa. Uno de los que se actualiza con la subida del 0,9% del IPC. Los precios repuntan ligeramente y la retirada de bicis costará ahora 18 euros; la de ciclomotores y motocicletas, 36,40 euros; la de turismos y furgonetas de menos de 1.300 kilos, 90,80 euros (80 céntimos más); y la de automóviles y furgonetas de más de 1.300 kilos y menos de 5.000, que ya son la mayoría, 135,30 euros, 1,20 euros más.

 

Zona azul. La segunda hora de estacionamiento pasará de costar 1,20 euros a 1,25 euros, cinco céntimos más: no un 0,9%, sino un 4% más. La primera hora seguirá costando 0,80 euros, y con el alza de la segunda hora el tiempo máximo de estacionamiento en zona azul, dos horas, costará 2,05 euros. También va a subir la tarifa de residentes, 72,65 euros/año, aunque hay que recordar que se ha rebajado a la mitad hace un año.

 

Bomberos. El Ayuntamiento se saca de la manga una tasa "por la asistencia técnica en ascensores ocupados bloqueados", que sustituye al simple rescate para poder cobrarlo a las comunidades Son 246,12 euros.

 

Tasa expedición de documentos. Cambian todos los artículos de esta tasa, que pasa a gravar la entrega de datos para auditorías de cuentas por parte del Ayuntamiento. Entre 39 y 75 euros de tasa.

 

Campos de fútbol. Las tasas por usar instalaciones deportivas no suben, pero se incluye un nuevo epígrafe para que se paguen 6,50 euros de recargo por la iluminación de un campo de fútbol siete, la mitad de lo que cuesta la de el campo completo.

 

Piscina del Helmántico. Una de las afectadas por la subida del 0,9% de IPC: la entrada suelta pasa de 3,35 a 3,38 euros y el abono sube casi un euro, de 105,19 a 106,12 euros. Suben también los abonos familiares hasta los 198,99 del matrimonio con más de 2 hijos (de 4 a 14 años) o los cursos de natación.

 

Suministro de agua. También sube un servicio básico como el del agua. Se actualiza el precio del suministro y el alcantarillado y también la cuota de abono que pasa de 7,9 a 8 euros al mes, igual que todas las tarifas de suministro, que también repuntan. También se incrementa la cuota de alcantarillado, que forma parte de este recibo.

 

Dentro de este capítulo, también suben las tarifas por servicios y obras que hace la concesionaria. Así, una acometida de agua pasa de 1.075 euros a 1.084 y la reparación de una tubería puede llegar a los 3.904 euros; la reparación de una alcantarilla puede llegar hasta 973 euros cuando costaba 964. Y por último también sube el coste de los contadores obligatorios de las nuevas altas: hasta 1.533,99 euros. Sube también la depuración.

 

Escuela de música. Se crea un nuevo epígrafe de formación instrumental o vocal y conjuntos para alumnos que, previa evaluación del equipo directivo de la escuela, demuestren conocimientos suficientes de lenguaje musical. Pagarán 50 euros. Se mantiene la tarifa de 60 euros para los que parten de cero. Se crea una tarifa de 50 euros para antiguos alumnos exentos de matrícula y única cuota anual. Se crea un epígrafe de baile tradicional con 60 euros de cuota anual.

 

Albergues. Suben un 0,9% los precios que se pagan por usar los albergues municipales Candelario y Lazarillo de Tormes.

 

Mercado Central. Sube el precio por la utilización de la sala polivalente del mercado, que costará 20,18 euros por hora.

 

Mercado San Juan. Sube la tarifa por utilizar las instalaciones de este mercado, hasta 11,27 euros por metro y mes.

 

Centro de transportes. También sube el precio por usar el aparcamiento vigilado del centro de transpmortes, un 0,9% de actualización, hasta 14,96 euros por un día completo para un vehículo largo.

 

 

MEJORAN

 

Se aplica por norma general la bonificación de determinados servicios a hogares unipersonales, que pasan a beneficiarse de reducciones que ya estaban vigentes para unidades familiares de dos personas. Incluye la recogida de basuras, las instalaciones deportivas en general, la escuela municipal de música, piscinas municipales, bus urbano

 

Además, se cambian detalles de la tasa por licencia ambiental y comunicación de apertura para la justificación de acogerse a gravamen reducido en el caso de sucesión de la misma de familiares vinculados al anterior titular.

 

 

BAJAN

 

Según el texto de las ordenanzas fiscales para 2018, no baja nigún impuesto, ni tasa ni tarifa del Ayuntamiento de Salamanca. Es cierto que los grandes impuestos se mantienen porque son el sustento del Ayuntamiento: suman 65 millones de euros de recaudación prevista. El IAE, el de construcciones, la plusvalía, el de circulación y el IBI no se tocan y se pagará el mismo recibo... que ya está en máximos: la contribución es una de las más altas del país y se ha usado de 'gancho' su subida para el año que viene; y el impuesto de circulación también está disparado. Se quedan igual algunos precios importantes como el bus urbano.

 

Además, se ha usado el 'gancho' de la bajada del IBI para vender estas ordenanzas... aunque la reducción del 5% no se va a producir hasta 2019. El Ayuntamiento asegura que costará 2 millones de euros y que se va a retrasar un año, con la permisividad de Ciudadanos, para que no tenga efecto la anulación de la plusvalía: dependiendo de lo que ocurra con este impuesto, la rebaja podría ser menor. Impuesto que el Ayuntamiento sigue recaudando alegremente este año (lleva 6,2 millones a falta del último trimestre). Y también porque para entonces habrá que destinar menos dinero porque se pagarán menos intereses y créditos de la deuda generada en los últimos veinte años.

Noticias relacionadas