Listo el proyecto para hacer realidad la retirada del medallón de Franco

(Foto: De la Peña)

El documento que recoge las actuaciones necesarias para eliminar la efigie del dictador de la Plaza Mayor, como ordenó un juzgado y refrendó Patrimonio, ya está en manos de los técnicos. El Ayuntamiento no dice nada de la fecha concreta.

El Ayuntamiento ha remitido el proyecto técnico para cumplir, en ejecución de sentencia judicial, la resolución de la Comisión de Patrimonio Cultural de la Junta de Castilla y León de retirar el medallón de Franco de la Plaza Mayor. El proyecto necesario para hacer efectiva la retirada del medallón llega más de un mes después de la resolución de patrimonio que indicaba que había que eliminarlo de la Plaza Mayor, y también casi un mes después de que esa resolución llegara a manos del Ayuntamiento, que con todo insiste en que se limita a cumplir la legalidad cuando ha tenido que ser un juzgado quien haya obligado al actual alcalde, Alfonso Fernández Mañueco, a retirar la efigie del dictador diez años después de que entrara en vigor la ley de memoria histórica.

 

La Comisión Territorial de Patrimonio acordó el día 25 de enero, por unanimidad, retirar el medallón de Franco, situado en el lienzo del Pabellón Real de la Plaza Mayor, al considerar que no está afectado por ninguna de las excepciones de la Ley de Memoria Histórica. Esa resolución llegó en cumplimiento de la sentencia del Juzgado Contencioso Administrativo número 1, del pasado mes de octubre, que obligaba al Ayuntamiento a dirigirse a Patrimonio para que emitiera un informe con la finalidad de determinar si el medallón se acogía a alguna de las excepciones contempladas en la Ley de la Memoria Histórica, concluyendo en su documento la Comisión de la Junta de Castilla y León que no se le podía aplicar ninguna de dichas excepciones y, por tanto, debe retirarse.

 

Tras ser sentenciado y tras conocer la resolución de Patrimonio, al Ayuntamiento no le ha quedado más remedido que acatar y por eso ha elaborado el proyecto ya remitido a la Comisión de Patrimonio de la Junta de Castilla y León para que ésta lo autorice e informe sobre las condiciones técnicas que deben guiar los trabajos de retirada del medallón con el fin de garantizar que no se produzca ningún daño en la Plaza Mayor.