Líneas de bus, taxis, usuarios y trabajadores... ¿podrá el nuevo vial del hospital con todo su tráfico?

Diseño del vial frente al nuevo hospital clínico de Salamanca.

La puesta en servicio del vial del complejo hospitalario obliga a reorganizar toda la circulación en el entorno del nuevo Clínico. Se cambiarán líneas para llevar el bus urbano a las dos paradas previstas; taxi, aceras y un carril bici pueden complicar el tráfico en un 'atajo' directo hacia Huerta Otea.

La aprobación del proyecto del nuevo vial, refrendado este martes en la comisión municipal de Fomento, inicia la cuenta atrás para su construcción, que se demorará un año a partir del verano. Tiempo suficiente para empezar a plantear la profunda reorganización del tráfico y los retos de movilidad que conlleva este nuevo paseo de poco más de 600 metros que concentrará un importante volumen de tráfico. Encajonado entre muros de hasta 14 metros de altura, el vial recibirá líneas de bus que se van a desviar por este recorrido, dos paradas del urbano, parada de taxi, miles de usuarios, una plantilla de 3.000 profesionales en turnos...

 

Este martes, en comisión informativa, ya se han planteado las primeras dudas sobre la capacidad del vial para asumir el tráfico que va a recibir. El equipo de Gobierno y la Policía Local asumen que van a tener que hacer muchos cambios. Los principales retos, llevar el bus urbano al nuevo complejo hospitalario y la reordenación del tráfico obligada en la zona.

 

A día de hoy, sólo tres líneas del bus urbano tienen parada en el paseo de San Vicente para traer usuarios al hospital. El nuevo vial tiene previstas dos paradas en su recorrido, pero para ello habrá que modificar líneas porque ninguna incluye este recorrido en estos momentos, como es lógico. Ya está previsto que se hagan los cambios necesarios para incluir el paso por el acceso peatonal.

 

Antiguo acceso inferior al complejo hospitalario de Salamanca.

 

En cuanto al tráfico, con la nueva rotonda planteada en el paseo de San Vicente, se recupera el giro hacia la derecha que se hacía en el antiguo acceso. Su construcción permitirá pacificar la velocidad en este paseo, que empezaba a ser ya importante a pesar de la presencia de semáforos. También habrá regulación semafórica en el interior del vial paralelo al río, que tendrá un gran volumen de tráfico desde el acceso a la salida por la rotonda de Doctor Ramos del Manzano.

 

También está prevista parada de taxis, aceras y un carril bici, con lo que la afluencia a la zona se anticipa masiva. Hay que tener en cuenta que sólo a urgencias acuden hasta 500 usuarios al día y que el hospital tiene cerca de 3.000 trabajadores en turnos. Muchos querrán aparcar en los aparcamientos previstos con cerca de mil plazas. Así que va a tener que soportar un importante tráfico al que hay que sumar otra circunstancia: los conductores que lo usen como 'atajo' hacia Huerta Otea.

 

El equipo de Gobierno asegura que se contempla esta posibilidad y que el vial, con dos carriles por sentido, tiene capacidad para asumirlo sin afectar a los servicios esenciales. El PSOE ha pedido que se reserve al menos un carril exclusivo para que puedan acceder urgencias y ambulancias, pero se ha desatendido esta petición. Ya se verá si no se echa en falta.

Comentarios

andres 08/12/2017 13:26 #2
Habrá que estar muy atento al pliego de condiciones pues parece un poco caro el presupuesto inicial.... Espero que los políticos miren muy bien cómo se va a gastar ese dinero, NO estamos para despilfarros y manirrotos... asumo que algún funcionario lleve las cuentas claras y se le puedan pedir cuentas....
jhon 06/12/2017 11:49 #1
Pues una buena opcion seria hacer un parking al otro lado del rio donde esta previsto hacer huertos y no realizar el parking de la aldehuela que ese es un sinsentido hacer un parking donde hay miles de plazas libres y no realizarlo al lado del hospital que es completamente necesario

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: